Ante el Infor­me del Gobierno de Lakua sobre las vic­ti­mas de moti­va­ción polí­ti­ca- Ahaz­tuak 1936 – 1977


Tras la pre­sen­ta­ción ayer por par­te del Gobierno de Lakua del deno­mi­na­do «Infor­me sobre víc­ti­mas de vul­ne­ra­cio­nes de dere­chos huma­nos y otros sufri­mien­tos injus­tos pro­du­ci­das en un con­tex­to de vio­len­cia de moti­va­ción polí­ti­ca» ante la Comi­sión de Dere­chos Huma­nos del Par­la­men­to de Gas­teiz des­de Ahaz­tuak 1936 – 1977 (Vic­ti­mas del gol­pe de esta­do, de la repre­sión y del régi­men fran­quis­ta) que­re­mos ofre­cer una pri­me­ra valo­ra­ción de este hecho y de algu­nos con­te­ni­dos de dicho infor­me, aun­que en dias pró­xi­mos dare­mos a cono­cer una opi­nión mas exten­sa asi como las pro­pues­tas que plan­tea­re­mos a las dife­ren­tes fuer­zas poli­ti­cas pre­sen­tes en el par­la­men­to de Gas­teiz pero tam­bien a agen­tes socia­les e ins­ti­tu­cio­nes.

En lo que a nues­tra aso­cia­ción corres­pon­de y pues­to que cen­tra­mos nues­tro tra­ba­jo en el ámbi­to tem­po­ral que media entre el gol­pe de esta­do del 18 de Julio de 1936 y el 15 de Junio de 1977, fecha en que se situa al menos for­mal­men­te el final del régi­men fran­quis­ta, la refe­ren­cia para rea­li­zar esta valo­ra­ción serán para noso­tros lo que ata­ñe a las vic­ti­mas habi­das en Eus­kal Herria duran­te ese perio­do tem­po­ral y la vul­ne­ra­ción de sus dere­chos a la Ver­dad, a la Repa­ra­ción y a la Jus­ti­cia, vul­ne­ra­ción pro­du­ci­da cuan­do sufrie­ron los hechos que les con­vir­tió en vic­ti­mas pero que ha segui­do man­te­ni­da has­ta hoy dia a tra­ves del mode­lo de impu­ni­dad para los crí­me­nes del fran­quis­mo aún vigen­te en el esta­do espa­ñol.

Res­pec­to al hecho de la pre­sen­ta­ción del pro­pio infor­me solo pode­mos decir una obvie­dad y es que lle­ga tar­de para muchas de las vic­ti­mas a las que hace refe­ren­cia y tar­de para muchos de esos ele­men­tos de Ver­dad, Repa­ra­ción y Jus­ti­cia que decla­ra pre­ten­der para ellas: por muy bue­nos resul­ta­dos que ten­ga y si no los tie­ne aún más este infor­me solo será­la cer­ti­fi­ca­ción de una impu­ni­dad y una deja­ción para con estas vic­ti­mas man­te­ni­do duran­te déca­das por par­te de poli­ti­cos e ins­ti­tu­cio­nes, inclui­do el Gobierno de Gas­teiz que lo ha pre­sen­ta­do y las pro­pias fuer­zas poli­ti­cas y per­so­na­li­da­des que lo apo­yan o lo cri­ti­can por lo que, al menos de nues­tra par­te, que nin­guno de ellos espe­re una calu­ro­sa feli­ci­ta­ción.

En cuan­to al con­te­ni­do del infor­me, reco­no­cien­do­le la vali­dez de ser un pun­to de par­ti­da y espe­ran­do tam­bien que haya ver­da­de­ra volun­tad de abor­dar el pro­ble­ma y las solu­cio­nes en toda su inte­gri­dad, hay tres cues­tio­nes que cree­mos es nece­sa­rio plan­tear por­que son cues­tio­nes que tie­nen que ver con la filo­so­fia de la que par­te el infor­me, toda vez que esta inci­di­rá de for­ma deter­mi­nan­te en las con­cre­cio­nes y medi­das prác­ti­cas que se dis­cu­tan y ela­bo­ren pos­te­rior­men­te.

En pri­mer lugar se plan­tea que todo lo que se haga res­pec­to a las vic­ti­mas de moti­va­ción polí­ti­ca ha de hacer­se des­de una “pers­pec­ti­va juri­di­ca acor­de con el mar­co juri­di­co vigen­te y su fun­da­men­to cons­ti­tu­cio­nal” algo que cree­mos más que dis­cu­ti­ble pues no olvi­de­mos que ha sido pre­ci­sa­men­te ese mar­co juri­di­co vigen­te y esa Cons­ti­tu­ción des­de don­de se han sos­te­ni­do y se sos­tie­nen has­ta hoy los fun­da­men­tos juri­di­cos y poli­ti­cos del pro­pio mode­lo de impu­ni­dad que ha hecho posi­ble que los ele­men­tos de Ver­dad, de Repa­ra­ción y de Jus­ti­cia para esta vic­ti­mas hayan sido inexis­ten­tes.

En segun­do lugar tam­bien se dice que lo que haga “debe­rá en todo caso adap­tar­se o con­tex­tua­li­zar­se a la reali­dad vas­ca, y debe­rá tam­bién aten­der a la espe­cial sig­ni­fi­ca­ción de las víc­ti­mas del terro­ris­mo jun­to a las víc­ti­mas de otras vio­la­cio­nes de dere­chos huma­nos u otros sufri­mien­tos injus­tos, todo ello sin equi­pa­rar situa­cio­nes dis­tin­tas”y que“todo ello debe estar enmar­ca­do en un dis­cur­so jurí­di­co que pue­da ser com­par­ti­do por todos quie­nes, des­de dis­tin­tas posi­cio­nes polí­ti­cas, defien­den en este país una cul­tu­ra de los dere­chos huma­nos”, algo que a nues­tro modo de ver abre la puer­ta a una cla­ra rela­ti­vi­za­ción de los hechos vio­len­tos que estas vic­ti­mas sufrie­ron y por con­si­guien­te a una rela­ti­vi­za­ción o mini­mi­za­ción de los ele­men­tos de Ver­dad, de Repa­ra­ción y de Jus­ti­cia para las mis­mas, apos­tan­do como se dice porun dis­cur­so juri­di­co que pue­da ser com­par­ti­do por todos, algo en lo que no pode­mos ver con preo­cu­pa­ción, toda vez que en ese todos sabe­mos que estan inclui­dos muchos de aque­llos que apo­ya­ron o acep­ta­ron el régi­men fas­cis­ta cuya estra­te­gia repre­si­va pro­du­jo los hechos que con­vir­tie­ron a estas per­so­nas en vic­ti­mas y tam­bien estan inclui­dos los que has­ta hoy han ava­la­do y ava­lan el olvi­do para esas vic­ti­mas y sus dere­chos. Del mis­mo modo no pode­mos obviar nues­tra preo­cu­pa­ción al ver como des­de este docu­men­to pare­ce que­rer esta­ble­cer­se una cate­go­ri­za­ción de las vic­ti­mas de la vio­len­cia poli­ti­cay por ende enten­de­mos tam­bien de sus dere­chos en fun­ción del “pre­do­mi­nio” de las vic­ti­mas del terro­ris­mo o de algu­nas de las aso­cia­cio­nes que las repre­sen­tan y de la poli­ti­ca anti­te­rro­ris­ta.

En ter­cer lugar hemos de sub­ra­yar las refe­ren­cias que en el infor­me apa­re­cen a la Ley de Memo­ria His­tó­ri­ca (Ley 522007) como mode­lo posi­ble en algu­nas cues­tio­nes algo que nos preo­cu­pa sobre­ma­ne­ra por cono­cer de pri­me­ra mano lo que para tan­tas vic­ti­mas de la vio­len­cia poli­ti­ca en Eus­kal Herria esta supo­nien­do en lo que a su reco­no­ci­mien­to y sus dere­chos se refie­re, ya que es con esta Ley en la mano como esa con­si­de­ra­ción de vic­ti­mas de la vio­len­cia poli­ti­ca y esos dere­chos a la Ver­dad, a la Repa­ra­ción y a la Jus­ti­cia les vie­nen sien­do nega­dos a Antón Fer­nán­dez, Jose Félix Arnaiz, Jon Pare­des “Txi­ki”, Angel Otaegi…Asi mis­mo tam­po­co acep­ta­mos el limi­te tem­po­ral que mar­ca el infor­me, ya que con­si­de­ra­mos que nin­gu­na vic­ti­ma de la vio­len­cia poli­ti­ca pue­de que­dar fue­ra de él ni del reco­no­ci­mien­to de su reali­dad y de sus dere­chos.

Des­de Ahaz­tuak 1936 – 1977 cree­mos que este infor­me, al igual que otras ini­cia­ti­vas ante­rio­res, pue­de ser­vir o bien para poner avan­zar hacia la pues­ta en mar­cha de una for­ma glo­bal y no par­cial los meca­nis­mos de Ver­dad, Repa­ra­ción y Jus­ti­cia que se deman­dan y se nece­si­tan o bien para ser una pie­za más en el anda­mia­je del mode­lo de impu­ni­dad vigen­te al igual que en muchos aspec­tos lo es ya la “Ley de Memo­ria His­tó­ri­ca” y esto pue­de hacer­se de una for­ma abier­ta o de una for­ma sola­pa­da, inclu­so a tra­ves de infor­mes y leyes. Por ello des­de Ahaz­tuak 1936 – 1977 y des­de estas vic­ti­mas pedi­mos a las fuer­zas poli­ti­cas pre­sen­tes en el Par­la­men­to de Gas­teiz y tam­bien a aque­llas que aún no lo están, que no res­pal­den nin­gún plan­tea­mien­to cuyo obje­ti­vo sea lle­var nues­tras deman­das hacia vias muer­tas, que no limi­ten, que no sec­cio­nen, que no par­cia­li­cen, que no hagan ni mar­ke­ting poli­ti­co ni cam­bio de cro­mos con nues­tros dere­chos.

Si el camino es bueno y las medi­das las que nece­si­ta­mos y deman­da­mos con­ta­rán con todo nues­tro apo­yo, de no hacer­lo asi nos ten­drán enfren­te a noso­tros y a estas vic­ti­mas, defen­dien­do como siem­pre la Ver­dad, la Repa­ra­ción y la Jus­ti­cia en su inte­gri­dad y denun­cian­do una vez más este mode­lo de impu­ni­dad y a aque­llos que de una u otra for­ma lo siguen hacien­do posi­ble.

AHAZTUAK 1936 – 1977

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *