Sobre el «Cie­rre del ciclo de nega­ción de la vio­len­cia»

Los medios de comu­ni­ca­ción nos han vuel­to a recor­dar y cons­ta­tar la impor­tan­cia de los sig­nos de pun­tua­ción demos­trán­do­nos cómo una sim­ple coma pue­de cam­biar sus­tan­cial­men­te el sen­ti­do de una fra­se.

No son pocos los medios que hoy reco­gen unas decla­ra­cio­nes que hice ayer en una radio, y han debi­do hacer­lo a par­tir de la mis­ma trans­crip­ción por­que el error se repi­te en todos. No es lo mis­mo decir «es urgen­te que se cie­rre el ciclo de nega­ción, de la vio­len­cia…» (lo que real­men­te dije, como se pue­de com­pro­bar escu­chan­do la entre­vis­ta) o decir lo que tan­tos titu­la­res de pren­sa han reco­gi­do. No me pare­ce tan extra­ño que se come­ta tal error, pero resul­ta del todo sor­pren­den­te que todos los perio­dis­tas que han sus­cri­to dicho titu­lar lo hayan dado por bueno. De hecho, la lógi­ca dice que exi­gien­do un «cie­rre de ciclo de nega­ción de vio­len­cia» estoy deman­dan­do uno de acep­ta­ción de la mis­ma. De hecho, si for­mu­la­mos el titu­lar de la for­ma con­tra­ria esta­ría­mos leyen­do que exi­jo la aper­tu­ra de un ciclo de acep­ta­ción de la vio­len­cia. Titu­lar que todos tacha­rían de bar­ba­ri­dad.

No voy a ter­mi­nar sin reafir­mar­me en mi opi­nión que quie­ro apro­ve­char para expre­sar de for­ma más cla­ra: Es urgen­te cerrar el ciclo de nega­ción de Eus­kal Herria, de vio­len­cia estruc­tu­ral y mul­ti­la­te­ral. Es el momen­to de asu­mir com­pro­mi­sos, por par­te de todos, tam­bién por par­te de ETA y de los Esta­dos. En este sen­ti­do enten­de­mos el paso dado por ETA y su dis­po­si­ción a asu­mir mayo­res com­pro­mi­sos. Me gus­ta­ría poder decir lo mis­mo del Esta­do. Está en nues­tras manos que dichos com­pro­mi­sos se asu­man, está en manos de la capa­ci­dad que ten­ga­mos para impul­sar el nue­vo esce­na­rio que deman­da­mos y nece­si­ta­mos.

En Eus­kal Herria, 24 de noviem­bre de 2010

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *