¿Esta­rá Aznar alen­tan­do la gue­rra con­tra Irán? – Patri­cio Montesinos

Cono­cien­do su ape­go por las gue­rras san­grien­tas, cabría pre­gun­tar­se si el dere­chis­ta ex pre­si­den­te del gobierno espa­ñol José María Aznar visi­ta por estos días Israel con el pro­pó­si­to de alen­tar una even­tual y peli­gro­sa gue­rra de ese país y su alia­do Esta­dos Uni­dos con­tra Irán.

Aznar pro­nun­ció un dis­cur­so este miér­co­les en Jeru­sa­lén en la Asam­blea Gene­ral del Con­gre­so Judío Mun­dial (CJM), en el que la empren­dió, con su cono­ci­da ver­bo­rrea ultra­con­ser­va­do­ra, con­tra el mun­do musul­mán, acu­só a Irán de tener ambi­cio­nes nuclea­res, e inclu­so denun­ció que el pre­si­den­te nor­te­ame­ri­cano, Barack Oba­ma, soca­va la rela­ción estra­té­gi­ca de Washing­ton con Israel y Euro­pa, al bus­car nue­vos nexos en el Medio Orien­te y con Rusia.

Dijo ade­más en su acos­tum­bra­do tono pre­po­ten­te que Oba­ma no será capaz de defen­der el “modo de vida occi­den­tal” por­que “ha pues­to en movi­mien­to fuer­zas que podrían cau­sar­nos gran­des problemas”.

La visi­ta a Jeru­sa­lén del ex líder del Par­ti­do Popu­lar (PP) espa­ñol y su tene­bro­sa inter­ven­ción públi­ca ocu­rren en momen­tos de espe­cial ten­sión en esa región por el inmi­nen­te peli­gro de agre­sión mili­tar de Israel y Esta­dos Uni­dos a Irán, hecho que podría desem­bo­car en una gue­rra nuclear de incal­cu­la­bles con­se­cuen­cias para la humanidad.

No es des­ca­be­lla­do pen­sar que Aznar, muy liga­do a los sec­to­res más ultra­con­ser­va­do­res nor­te­ame­ri­ca­nos, esté echan­do leña al fue­go para que se des­ate una inva­sión a Irán, si se tie­ne en cuen­ta su abul­ta­do expe­dien­te guerrerista.

Vale recor­dar que el ex gober­nan­te espa­ñol acon­se­jó al ex pre­si­den­te nor­te­ame­ri­cano Bill Clin­ton bom­bar­dear en 1999 la radio y la tele­vi­sión ser­bias duran­te el con­flic­to en la anti­gua Yugos­la­via, y dijo por aquel enton­ces tex­tual­men­te: “si esta­mos en una gue­rra hagá­mos­la completamente”.

De simi­lar modo, Aznar impli­có a los mili­ta­res espa­ño­les en el con­flic­to de Koso­vo, pos­te­rior­men­te en Afga­nis­tán, y en el 2003 cons­ti­tu­yó uno de los pro­ta­go­nis­tas prin­ci­pa­les de la tam­bién san­gui­na­ria inva­sión nor­te­ame­ri­ca­na con­tra Irak.

Fue jun­to al enton­ces inqui­lino de la Casa Blan­ca, Geor­ge W. Bush, y al ex pre­mier bri­tá­ni­co Tony Blair el trío de acto­res de la afa­ma­da foto de Azo­res, don­de se deci­dió des­atar la agre­sión a Irak.

Pero como si fue­ra poco, por orden de Bush, a quien obe­de­ció has­ta la sumi­sión, reco­rrió varios paí­ses lati­no­ame­ri­ca­nos en bus­ca de sol­da­dos car­nes de cañón para lle­var­los a la gue­rra en Irak.

Con esa “pasión” por la beli­ge­ran­cia es evi­den­te pen­sar que Aznar visi­ta Israel para alen­tar una nue­va con­fla­gra­ción, esta vez con­tra Ir

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.