Coyun­tu­ra actual y men­ti­ras arries­ga­das- Eus­kal Herri­ko Komu­nis­tak

Las cosas se están ponien­do feas de un tiem­po a esta par­te, no sólo por la locu­ra repre­si­va del Impe­ria­lis­mo y de nues­tros enemi­gos de cla­se en Eus­kal Herria, sino inclu­so por la fal­ta de ini­cia­ti­va polí­ti­ca y de argu­men­tos de algu­nos gru­pos sec­ta­reos de nues­tro peque­ño País, sean anti­guos com­par­se­ros de Txo­min Baru­llo, sean Ara­la­res o sean otros que se auto­de­no­mi­nan “comu­nis­tas” y que les lle­va por lo gene­ral a mover­se en un círcu­lo vicio­so de men­ti­ras del que lue­go no pue­den salir.

Aznar en un pri­mer momen­to, con lo dicho duran­te el 11 de Mar­zo como apo­teo­sis de sus men­ti­ras, y pos­te­rior­men­te Rubal­ca­ba (actual Minis­tro de inte­rior) son las estre­llas del espec­tácu­lo mediá­ti­co, los men­ti­ro­sos más cono­ci­dos del Impe­ria­lis­mo espa­ñol. A una mayor dis­tan­cia les sigue el Señor Zapa­te­ro y la Minis­tra por­ta­voz del Gobierno espa­ño­lis­ta, auto­res inte­lec­tua­les del mayor robo, en la his­to­ria de la refor­ma y el refor­mis­mo espa­ñol, rea­li­za­do con­tra la cla­se tra­ba­ja­do­ra y min­tien­do acer­ca de la nece­si­dad de una refor­ma labo­ral. Pode­mos men­cio­nar tam­bién lo que ha suce­di­do con el Esta­tu­to cata­lán para cer­cio­rar­nos de qué tipo de demo­cra­cia bur­gue­sa es la que defien­den algu­nos par­ti­dos de izquier­da esta­ta­lis­ta, regio­na­lis­tas que se auto­de­no­mi­nan nacio­na­lis­tas e inclu­so inde­pen­den­tis­tas.

No pode­mos negar que aquí, en Eus­kal Herria, nos enfren­ta­mos tam­bién a men­ti­ro­sos tan­to pode­ro­sos como insig­ni­fi­can­tes. De entre los pode­ro­sos el pri­mer pre­mio es para el unio­nis­ta Ares, con­se­je­ro de inte­rior com­pul­si­vo y pre­po­ten­te, aun­que tam­bién pue­de com­par­tir pre­mio con otros fríos y cal­cu­la­do­res como un jel­ki­de ape­lli­da­do Urku­llu. Un tipo gris que no para de men­tir al Pue­blo vas­co, jugan­do con una bara­ja doble y mar­ca­da mos­trán­do­se e inten­tan­do dejar­se que­rer tan­to por socia­lis­tas como por popu­la­res y que es capaz de apro­bar jun­to con el PSOE una legis­la­ción labo­ral más opre­so­ra con­tra la cla­se obre­ra como de pro­po­ner a la reac­ción más espa­ño­lis­ta pac­tos y ofre­ci­mien­tos que le colo­quen al PNV en la sen­da de la ges­tión de las tres pro­vin­cias rebel­des y sin una Izquier­da aber­tza­le que le pue­da moles­tar.

Los insig­ni­fi­can­tes tie­nen menos espa­cio para men­tir, aun­que son ayu­da­dos por medios de comu­ni­ca­ción y actua­cio­nes poli­cia­les en la medi­da de sus posi­bi­li­da­des, siem­pre por supues­to, con­tra la Izquier­da aber­tza­le. Y eso que se encuen­tra ile­ga­li­za­da.

Lla­ma­ba pode­ro­sa­men­te la aten­ción la doble acti­tud de Ara­lar que tras los con­tac­tos con la Izquier­da aber­tza­le apa­re­ce, por un lado mos­trán­do­se satis­fe­cha e inclu­so sor­pren­di­da en sus encuen­tros con los repre­sen­tan­tes aber­tza­les para pos­te­rior­men­te des­de­cir­se por medio de Patxi Zaba­le­ta y sobre­to­do por la íncli­ta Eze­na­rro, siem­pre dis­pues­ta a ir más allá y que ante la fal­ta de argu­men­ta­ción de cor­te polí­ti­co con­tra la Izquier­da aber­tza­le echa mano del mani­do vic­ti­mis­mo exi­gien­do a los cua­tro vien­tos, para que se la oiga bien no vaya a ser que los con­fun­dan, a la izquier­da aber­tza­le que pida per­dón por años de lucha arma­da con­tra la opre­sión impe­rial espa­ño­la. Que gol­pes más bajos.

Y en este cir­co nos tenían que cre­cer los enanos. Aho­ra de la mano del dia­rio El correo, nos apa­re­cen com­par­se­ros, anta­ño revo­lu­cio­na­rios aho­ra reac­cio­na­rios, de Txo­min Baru­llo para alec­cio­nar­nos en las lides demo­crá­ti­cas y apo­yan­do a un alcal­de, en este caso el de Bil­bao, que mues­tra su cara más tota­li­ta­ria. Los de Txo­min Baru­llo hacien­do equi­li­brios mala­ba­res, min­tien­do cons­cien­te­men­te, defen­dien­do el orden esta­ble­ci­do por un lado y hablan­do por otro de que las fies­tas han sido espa­cios de trans­gre­sión de lo coti­diano. Incon­ce­bil­ble excep­to para men­tes muy obtu­sas o ado­le­ce­do­ras de recur­sos polí­ti­cos y socia­les. Ante la fal­ta de pre­sen­cia social y pro­yec­ción polí­ti­ca eli­mi­na­mos al com­pe­ti­dor por medio de la lega­li­dad vigen­te capi­ta­lis­ta. Eso es lo que está hacien­do Zutik.

Para aca­bar estas líneas hemos de decir que EHK no va a caer en nin­gu­na pro­vo­ca­ción de otros gru­pos auto­de­no­mi­na­dos “comu­nis­tas vas­cos”. Ellos saben que mien­ten.

Los comu­nis­tas aber­tza­les de EHK segui­mos en lo nues­tro, tra­ba­jan­do des­de la inde­pen­den­cia para la cons­truc­ción de una orga­ni­za­ción comu­nis­ta revo­lu­cio­na­ria vas­ca que sea capaz de inci­dir en la reali­dad eco­nó­mi­co-social y polí­ti­ca de este País, que defien­da los intere­ses de la cla­se obre­ra vas­ca y que esa orga­ni­za­ción de paso al Par­ti­do Comu­nis­ta de Eus­kal Herria para alcan­zar el socia­lis­mo.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *