Muchas razo­nes a defen­der

Archivo

Edi­to­ria­la

Boltxe Kolek­ti­boa

El títu­lo de esta edi­to­rial se toma pres­ta­do de un emo­ti­vo vídeo rea­li­za­do por dis­tin­tos artis­tas cuba­nos a su Coman­dan­te Fidel cas­tro, tam­bién nues­tro coman­dan­te. Por sus 84 años que vive con las botas pues­tas. Nada que ver con muchas extre­mas izquier­das de Eus­kal Herria o euro­peas en gene­ral, que tras unos añí­tos de fra­ca­sos polí­ti­cos tra­tan de lle­var a todo el movi­mien­to popu­lar a las mis­mas esco­lle­ras en las que embar­ca­ron sus naves hacien­do tri­zas su pro­pia dig­ni­dad per­so­nal y mili­tan­te.

Es un dra­ma que lle­van enci­ma y lo lle­van mal. Suce­de en todos lados y suce­de por­que la maqui­na­ria de la infa­mia de la dere­cha impe­ria­lis­ta se nutre de las mise­rias huma­nas. Para ellos, todos tene­mos un pre­cio. Se tra­ta de ele­var pau­la­ti­na­men­te el lis­tón de su ofer­ta has­ta con­ver­tir al anti­guo mili­tan­te revo­lu­cio­na­rio en un pobre bufón de su esce­ni­fi­ca­ción reac­cio­na­ria.

Hay ejem­plos extre­mos como Pío Moa o Mario Onain­dia, los hay a pata­das. Se han ido a la otra ori­lla con el odio en sus pala­bras y en sus sen­ti­mien­tos, como Arre­gi. A veces ofi­cian de ton­tos úti­les de la dere­cha, los últi­mos son los que tra­ta­ron de apu­ña­lar las ilu­sio­nes y la orga­ni­za­ción del movi­mien­to popu­lar en Bil­bo, arre­pen­ti­dos aho­ra de que sus nom­bres cir­cu­len de pla­za en pla­za. Es lo malo de ser un gusano, aquí y en Cuba.

Como dicen los artis­tas cuba­nos es duro el camino del socia­lis­mo, pero me que­do con él. Si, nos que­da­mos con un socia­lis­mo sin alha­ra­cas, sin epo­pe­yas estram­bó­ti­cas, sin gue­rras épi­cas en las que com­ba­tir al modo de los qui­jo­tes­cos com­ba­tes con­tra los moli­nos de vien­to .

Es muy sen­ci­llo, Boltxe com­ba­tí­mos con el arma letal de la ilu­sión y la deter­mi­na­ción de los cua­dros humil­des y abne­ga­dos de nues­tro pue­blo, reí­mos con nues­tras vic­to­rias, sufrí­mos con la repre­sión que a noso­tros mis­mos nos ha toca­do en oca­sio­nes, pero somos feli­ces al ver a dece­nas de miles de per­so­nas en las calles de Cuba abra­zan­do y besan­do a nues­tro coman­dan­te, al de todos los com­ba­tien­tes comu­nis­tas del mun­do, a Fidel cas­tro.

Si Fidel se hubie­se con­ver­ti­do en un gusano como Carri­llo, sería pasea­do por los pla­tós de los media impe­ria­lis­tas como el gran hom­bre que siem­pre fue, el hom­bre que lle­vó a Cuba hacia la cons­truc­ción socia­lis­ta y el enér­gi­co estra­te­ga que com­pro­ban­do lo impo­si­ble y qui­mé­ri­co de la tarea devol­vió a Cuba a la cor­du­ra capi­ta­lis­ta, para morir­se de ham­bre como suce­de con las capas popu­la­res en Chi­le, Perú, Hai­ti, Argen­ti­na.

La inter­na­cio­na­li­za­ción de la polí­ti­ca vas­ca nos ha dado el pri­vi­le­gio de más y más reali­da­des com­ba­tien­tes y socia­les. La par­ti­ci­pa­ción de algún com­pa­ñe­ro en el Movi­mien­to Con­ti­nen­tal Boli­va­riano pone en el cen­tro de la esce­na a Nues­tra Áme­ri­ca, la de los pue­blos com­ba­tien­tes.

Esto se lo están per­dien­do los gusa­nos. Los que lle­ga­ron a Madrid de la mano de la Igle­sia Cató­li­ca a tra­vés de las pre­sio­nes de la UE exijie­ron a su veni­da el tra­to que se dis­pen­sa habi­tual­men­te a las estre­llas mediá­ti­cas. Pero no son nadie y una vez de usa­dos los tira­ron en un hos­tal dis­cre­ti­to mien­tras les pre­pa­ran el terreno para algún empleo que a otros se nie­ga aún en casa, que para eso está la FAES o Ideas con sus des­me­su­ra­dos pre­su­pues­tos públi­cos, para dar de comer a estos dóci­les, ser­vi­les y des­cla­sa­dos ani­ma­li­tos.

En Cuba mien­tras tan­to, la vida sigue. Y sigue sin ser para­di­siá­ca ya que el para­iso no exis­te. Las obras huma­nas se desa­rro­llan con lo mejor y con lo peor de nues­tra natu­ra­le­za, en la isla o en Eus­kal Herria. Acá y allá los gusa­nos se ofre­cen al capi­tal. Recien­te­men­te comen­ta­ba una tra­ba­ja­do­ra de hogar ruma­na resi­den­te en Eus­kal Herria que aun­que en el terreno de las liber­ta­des el régi­men de Ceau­ces­cu fue catas­tró­fi­co la cali­dad de vida en Ruma­nia ha caí­do en pica­do, pero esto lo sufren las cla­ses popu­la­res y lo ocul­tan los media del capi­tal occi­den­ta­les.

En ple­na rece­sión no fal­tan mer­ce­na­rios de la izquier­da lis­tos a tener su minu­to de glo­ria en los media del capi­tal para ir situán­do­se de cara a un futu­ro per­so­nal que se pue­de vis­lum­brar en las lis­tas del PSOE en algu­nos pue­blos de Biz­kaia o en el par­la­men­to batis­tiano recons­truí­do en Cuba.

Aun­que es duro el camino, noso­tras y noso­tros seguí­mos en él, con el pue­blo tra­ba­ja­dor huí­mos de las qui­me­ras ya que la reali­dad es de barro, agua, orín, de fluí­dos que lava­mos cada maña­na de nues­tros cuer­pos para comen­zar lím­pios cada jor­na­da. No de haza­ñas béli­cas pre­té­ri­tas ni de gue­rras que orgu­llo­sa­men­te recla­ma­mos como pro­pias sin que sus con­se­cuen­cias nos afec­ten para nada, damos la espal­da deci­di­da­men­te a la épi­ca de los Libros de Caba­lle­ría Rojos ya que ser mate­ria­lis­ta supo­ne ana­li­zar la reali­dad con­cre­ta de cada socie­dad, la reali­dad alie­na­da espa­ño­la y par­te de la vas­ca se ha vis­to duran­te el mun­dial de fút­bol… a esas masas ape­lan quie­nes quie­ren ver situa­cio­nes revo­lu­cio­na­rias en cada reco­do del camino.

Ade­más de equi­vo­car­se en el aná­li­sis obje­ti­vo de la situa­ción de las cla­ses popu­la­res y fun­da­men­tal­men­te en el está­do de áni­mo, opi­nión y sub­je­ti­vi­dad de la cla­se tra­ba­ja­do­ra tam­bién tie­nen la ten­den­cia a con­ver­tir en van­guar­dias a los sec­to­res con­tes­ta­ta­rios que sobre­vi­ven en ghet­tos sin el menor apo­yo popu­lar.

No esta­mos dis­pues­tos a asu­mir un aná­li­sis del esta­do que habla de debi­li­da­des inexis­ten­tes de su apa­ra­to repre­si­vo inte­gra­do por todas sus ramas, la mediá­ti­ca, la repre­si­va, la para – judi­cial, la empre­sa­rial y como no, su podri­do apa­ra­to ins­ti­tu­cio­nal.

No, para abor­dar un com­ba­te mar­xis­ta se par­te del aná­li­sis obje­ti­vo, no de las bra­va­tas, las enso­ña­cio­nes o la mar­gi­na­li­dad. En estos ele­men­tos se asien­ta nues­tro aná­li­sis. El pue­blo tra­ba­ja­dor cubano sabe mucho de caren­cias pro­du­ci­das por el cri­mi­nal blo­queo de estas últi­mas déca­das y el pue­blo tra­ba­ja­dor vas­co sabe mucho de dig­ni­dad, aná­li­sis y orga­ni­za­ción fren­te a la acción repre­si­va fran­co – espa­ño­la y aun­que el camino es duro, seguí­mos en él.

Tene­mos tareas, las tie­ne todo el Movi­mien­to Popu­lar sin excep­ción. Enfren­tar­nos efi­caz­men­te a los des­pi­dos deri­va­dos de la apli­ca­ción de la con­tra­re­for­ma labo­ral de Patxi López y Zapa­te­ro, desa­rro­llar la opción polí­ti­ca que per­mi­ta la visua­li­za­ción de la mayo­ría demo­crá­ti­ca vas­ca por el con­jun­to de la socie­dad de Eus­kal Herria y por los obser­va­do­res inter­na­cio­na­les, enfren­tar­nos al inten­to de invi­si­bi­li­za­ción de la mayo­ría social vas­ca por par­te de Ares y sus acom­pa­ñan­tes sin­di­ca­les y polí­ti­cos, PNV, PP,PSOE,IU,UPyD,CCOO y UGT.

Y tene­mos que pre­pa­rar des­de aho­ra mis­mo la mani­fes­ta­ción del 11 de Setiem­bre en la que Eus­kal Herria vuel­ve a con­fluir con la Dia­da Nacio­nal de Cata­lun­ya en la calle para deman­dar demo­cra­ti­ca­men­te el dere­cho a ser una nación inde­pen­dien­te de la oli­gár­quia espa­ño­la, de las bur­gue­sías carro­ñe­ras y trai­do­ras vas­con­ga­da, naba­rra o fran­ce­sa, para enfren­tar­se a la Euro­pa Impe­ria­lis­ta que une su des­tino a los cri­mi­na­les de gue­rra nor­te­ame­ri­ca­nos, a esos fra­ca­sa­dos que ade­más de ocu­par sin éxi­to alguno tem­po­ral­men­te Irak y Afga­nis­tán y ase­si­nar en Libano se eri­gen en pre­si­den­tes auto­nó­mi­cos de la Cata­lun­ya de Mon­ti­lla y de la Eus­ka­di del PNV para dic­tar doc­tri­na des­de la Casa Blan­ca denun­cian­do que en Cata­lun­ya se hable cata­lán o en que en Vas­con­ga­das Ares sea el más fashion de los torren­tes de Inte­rior en la his­to­ria del decré­pi­to tin­gla­di­to «auto­no­mis­ta» del PNV como pre­di­jí­mos defe­nes­tra­do lue­go por su due­ño real, el esta­do neo fran­quis­ta espa­ñol.

Sí, Coman­dan­te, el camino es duro pero como su pue­blo cons­cien­te dice, tam­bién la resis­ten­cia vas­ca, el pue­bo tra­ba­ja­dor vas­co seguí­mos en él, con el aná­li­sis obje­ti­vo de la reali­dad obje­ti­va de este momen­to, lo que no sig­ni­fi­ca que se vaya a que­dar como si de una foto­gra­fía añe­ja se tra­tá­se en el papel color sepia de nues­tros archi­vos para los momen­tos melan­có­li­cos que podá­mos tener.

La tarea es trans­for­mar y con­truir y en ella esta­mos, Cuba y Eus­kal Herria, en cons­truir nues­trar redes polí­ti­cas y socia­les en el día en que esta web lle­ga a los 1.000 com­pas en face­book, hay que rom­per todos los blo­queos, emplear todos los medios y socia­li­zar todas las expe­rien­cias, todos los aná­li­sis, aca­bar con todos los sec­ta­ris­mos sin excep­ción.

Por lo que a este kolek­ti­bo res­pec­ta, tam­bién nos toca no repe­tir erro­res cuan­do los come­te­mos y los come­te­mos, por eso somos huma­nos. 

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *