Nafa­rroa, Hacia el Vº Cen­te­na­rio de la con­quis­ta espa­ño­la. I Con­gre­so de his­to­ria­do­res de Navarra

La pro­xi­mi­dad del 5º cen­te­na­rio de la inva­sión del duque de Alba, 1512, y la con­si­guien­te ocu­pa­ción de Nava­rra, está movien­do diver­sas ini­cia­ti­vas; unas impul­sa­das des­de las ins­ti­tu­cio­nes y otras de ori­gen cívi­co y social.

El carác­ter con­tro­ver­ti­do de esta con­quis­ta ofre­ce muchas ver­tien­tes. El pro­pio deba­te de la defi­ni­ción de lo que ocu­rrió es bue­na mues­tra: con­quis­ta, incor­po­ra­ción, pac­to… Por ello, la deman­da social recla­ma la nece­si­dad de pro­fun­di­zar en la ver­dad histórica.

A fin de tra­ba­jar el tema des­de una pers­pec­ti­va cen­tra­da en Nava­rra, es decir, de lo que fue el Esta­do de los vas­cos, el ata­que exte­rior, los hechos, las con­se­cuen­cias, etc. (y no en las hipo­té­ti­cas bon­da­des, vis­tas des­de un pre­sen­te ideo­ló­gi­co y par­ti­dis­ta), los días 18 y 19 de sep­tiem­bre se cele­bra­rá un CONGRESO DE HISTORIA de Navarra.

Comi­té de honor:
Elvi­ra Sainz, Iña­ki Duque Sanz de Vicuña,
Gre­go­rio Galilea

Comi­té científico:
Jose­ba Asi­ron, Pello Esar­te, Mikel Sorauren

Comi­té organizador:
Nabarralde

Pro­gra­ma

18 sába­do

12:00: Acto de apertura

  • Salu­do ins­ti­tu­cio­nal a car­go del alcal­de de Via­na, Gre­go­rio Galilea.
  • Inter­ven­ción aca­dé­mi­ca a car­go de Hum­ber­to Asti­bia (Cate­drá­ti­co en Paleon­to­lo­gía y miem­bro de Iturralde).
  • Pre­sen­ta­ción orga­ni­za­ción a car­go de Angel Rekal­de (Doc­tor en Cien­cias de la Comu­ni­ca­ción y coor­di­na­dor de Nabarralde).
  • Inter­ven­ción inau­gu­ral a car­go de Jose­ba Asi­ron (Direc­tor del Con­gre­so y doc­tor en Historia).

13:00: Visi­ta guia­da en Via­na a car­go de Juan Cruz Labea­ga Mendiola

14:00: Comi­da

17:00 – 20:00

  • Ponen­cias
  • Jean-Louis Davant: “Fran­tziar alian­tzen soka”.
  • Iña­ki Sagre­do: “El sis­te­ma defen­si­vo nava­rro duran­te la con­quis­ta de 1512 y su des­truc­ción definitiva”.
  • Flo­ren Aoiz: “Itun bila­ka­tu­ta­ko era­so mili­ta­rra; Nafa­rroa­ko Kon­kis­ta­ren ingu­ru­ko errelatoak”.
  • Peio Jose­ba Mon­teano: “La bata­lla de Noain”.
  • José Javier López Antón: “El deba­te sobre la jus­ta ocu­pa­ción de Nava­rra e Indias”.
  • Pello Esar­te: “Hechos igno­ra­dos, silen­cia­dos o ter­gi­ver­sa­dos que con­du­je­ron a la ocu­pa­ción del esta­do navarro”.
  • Jon Oria: “La mara­vi­lla del huma­nis­mo rena­cen­tis­ta en la cor­te de Nava­rra duran­te el siglo XVI”.

19 domin­go

10:00 – 14:00

  • Ponen­cias
    • Mikel Sorau­ren: “El rei­no de Nava­rra en el mar­co del impe­rio español”.
    • Bixen­te Serrano Izko: “Nafa­rroa­ko Kon­kis­ta espai­niar his­to­rio­gra­fian. Kasu praktikoak”.
  • Comu­ni­ca­cio­nes:
    • Por con­fir­mar
  • Ponen­cia de Clau­su­ra: Jose­ba Asi­ron Saez

14:00: Comi­da (y al tér­mino home­na­je a Pablo Antoñana).

Ven­ce­do­res y ven­ci­dos en la inva­sión de 1512

Posted: 09 Aug 2010 07:08 AM PDT

Anto­nio Urra Maeztu

Suce­dió enton­ces y pue­de que con­ti­núe suce­dien­do aho­ra entre noso­tros tras qui­nien­tos años: se está con Nava­rra o se está con Espa­ña. El con­de de Lerín, por seña­lar un per­so­na­je, con algu­nos nava­rros ayu­dó a los espa­ño­les para que con­quis­ta­sen nues­tro Rei­no. Los her­ma­nos de San Fran­cis­co de Xabier, con otros muchos, lucha­ron en el ban­do de los que defen­dían Nava­rra y sus reyes. Aquel Rei­no de Nava­rra que has­ta enton­ces fue una nación de las más anti­guas de Euro­pa, con­si­de­ra­da por los anglo­sa­jo­nes como el ori­gen del par­la­men­ta­ris­mo e inclu­so de la monar­quía moder­na, fue inva­di­da por los espa­ño­les y se pue­de decir que des­apa­re­ció como nación. Por his­to­ria Nava­rra no per­te­ne­ció a Espa­ña. Tam­po­co Nava­rra fue una nación gue­rre­ra, des­ta­có en esa épo­ca ya des­de el Prín­ci­pe de Via­na por su cultura.

La his­to­ria se cuen­ta según la ver­sión de los pode­ro­sos. Actual­men­te inexac­ti­tu­des, medi­das ver­da­des o men­ti­ras mani­fies­tas, se cue­lan cada día como infor­ma­cio­nes verí­di­cas en los medios de comu­ni­ca­ción, diri­gi­dos des­de altas esfe­ras sobre cual­quier tema que suce­dió ayer. No cono­ce­mos la ver­dad, se nos ofre­ce lo que con­vie­ne que sepa­mos. Mucho más pue­de mane­jar­se y ter­gi­ver­sar­se lo suce­di­do hace qui­nien­tos años cuan­do se tie­ne el poder. Para los ven­ce­do­res es fácil fal­si­fi­car la his­to­ria. Los nava­rros, fie­les a sus reyes, sufrie­ron la repre­sión y las tor­tu­ras más crue­les que pue­de ima­gi­nar­se por defen­der nues­tra iden­ti­dad, inclu­so se pen­só tras la inva­sión, por seña­lar un deta­lle, en “con­ver­tir Nava­rra en un desier­to depor­tan­do a toda la pobla­ción”. Para el otro ban­do todo fue nor­mal por­que ellos eran los ven­ce­do­res y tenían la ben­di­ción de la Igle­sia para redu­cir el rei­no a una colo­nia de Cas­ti­lla. Tras la usur­pa­ción de Nava­rra por el gran inqui­si­dor de la Penín­su­la, Fer­nan­do el Cató­li­co, se ha vivi­do una ver­da­de­ra amne­sia his­tó­ri­ca duran­te siglos. Nun­ca se ha estu­dia­do en nues­tras aulas la His­to­ria de Nava­rra, sola­men­te la His­to­ria de Espa­ña. Todo lo refe­ren­te a Nava­rra se ha igno­ra­do y adul­te­ra­do, y han pro­cu­ra­do que con el paso del tiem­po se lle­gue a olvi­dar. Podría com­pa­rar­se con lo que ha suce­di­do en nues­tros días con el fran­quis­mo, que ha inten­ta­do que olvi­de­mos los horro­res de la gue­rra del 36, con más de 3.000 ase­si­na­dos en Nava­rra, y que fue para la Igle­sia y para los ven­ce­do­res una cruzada.

Quie­ro des­ta­car un asun­to impor­tan­te refe­ren­te a la ayu­da de la Igle­sia con sus ana­te­mas con­tra los nava­rros, pre­tex­to que exhi­bió Fer­nan­do el Fal­sa­rio para jus­ti­fi­car la inva­sión. Se lla­mó a los Reyes de Nava­rra de todo, pro­tes­tan­tes, tam­bién cal­vi­nis­tas y, por con­si­guien­te, here­jes o cis­má­ti­cos. No me dicen nada estos ape­la­ti­vos, sim­ple­men­te se los apli­ca­ron por­que nues­tros reyes se opu­sie­ron a aque­lla Igle­sia corrup­ta, y por el inte­rés que mos­tra­ron para reformarla.

Han pasa­do los años y esta­mos ante el V Cen­te­na­rio de aque­llos acon­te­ci­mien­tos. Unos lo cele­bra­rán como un hito a des­ta­car, la ane­xión o unión aeque prin­ci­pa­lis a Espa­ña y eufe­mis­mos simi­la­res que usan para nom­brar aque­lla con­quis­ta por las armas y pos­te­rior repre­sión. Son los mis­mos que hoy des­pre­cian nues­tra len­gua mile­na­ria y todo nues­tro rico patri­mo­nio popu­lar. Para otros será el recuer­do más tris­te de nues­tra his­to­ria. Con la inva­sión per­di­mos una par­te muy impor­tan­te de nues­tra iden­ti­dad. Tras cin­co siglos, casi todo con­ti­núa igual, unos valo­ran lo nues­tro, mien­tras otros sólo miran a Madrid.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.