Boltxe entre­vis­ta a Car­los Morais, secre­ta­rio gene­ral de Pri­mei­ra Linha

Nos encon­tra­mos a las puer­tas de otro día de la patria gale­ga, por eso hemos con­vers­da­do con Car­los, para que nos haga una radio­gra­fia de Gali­za

Car­los Morais es el Secre­ta­rio Gene­ral de Pri­mei­ra Linha, par­ti­do con mili­tan­cia inte­gra­da en NÓS-Uni­da­de Popu­lar, per­so­na cono­ci­da por su vida entre­ga­da a la mili­tan­cia comu­nis­ta y a la libe­ra­ción nacio­nal de Gali­za.

Tam­bién Car­los es cono­ci­do en Eus­kal Herria, ami­go de nues­tro pue­blo y no solo de boqui­lla, en NÓS-UP y en Pri­mei­ra Linha, las rei­vin­di­ca­cio­nes de sobe­ra­nía, inde­pen­den­cia y socia­lis­mo en Eus­kal Herria, siem­pre han encon­tra­do un buen alia­do. Y ami­go de Boltxe, des­de hace muchos años. Pró­xi­ma­men­te se va a cele­brar de nue­vo el día da patria gale­ga y ante este nue­vo even­to hemos que­ri­do cono­cer sus opi­nio­nes y pala­bras.

Car­los eske­rrik asko, por res­pon­der a esta anda­na­da de pre­gun­tas que te diri­gi­mos des­de Boltxe….

Boltxe – Bueno nos encon­tra­mos a las puer­tas de otro día de la patria gale­ga, un poco cuén­ta­nos cual es la situa­ción actual de Gali­za, y sus pros­pec­ti­vas de lucha.

Car­los – Nos encon­tra­mos en el medio de una dura ofen­si­va espa­ño­lis­ta con­tra una de los ele­men­tos medu­la­res de nues­tra iden­ti­dad nacio­nal, el idio­ma. La recu­pe­ra­ción del gobierno auto­nó­mi­co por par­te del PP ha favo­re­ci­do un ata­que sin pre­ce­den­tes a la uti­li­za­ción del gale­go en el sis­te­ma edu­ca­ti­vo. La capi­tu­la­ción del BNG fren­te a Espa­ña y el Capi­tal y su polí­ti­ca timo­ra­ta y acom­ple­ja­da duran­te los cua­tro años de gobierno bipar­ti­to ha favo­re­ci­do la eclo­sión de un espa­ño­lis­mo ultra y radi­cal que apues­ta con cla­ri­dad por ani­qui­lar nues­tro idio­ma y cul­tu­ra nacio­nal. Fren­te a esta situa­ción exis­te un pode­ro­so movi­mien­to popu­lar de amplia base pero diri­gi­do por el auto­no­mis­mo, y por­tan­to con unha orien­ta­ción defen­si­va y tac­ti­cis­ta, que vie­ne demos­tran­do en la calle con mani­fes­ta­cio­nes masi­vas que un des­ta­ca­do sec­tor de nues­tro pue­blo defien­de con con­tun­den­cia el gale­go.

El mun­dial de fut­bol de Sudá­fri­ca ha favo­re­ci­do el desa­rro­llo de este preo­cu­pan­te fenó­meno de nor­ma­li­za­ción de la sim­bo­lo­gía espa­ño­la entre sec­to­res popu­la­res, de adhe­sión incons­cien­te al pro­yec­to espa­ñol, entre los que des­ta­ca la juven­tud. La gran cam­pa­ña mediá­ti­ca de apo­yo a la selec­ción con­tó con el res­pal­do de los gran­des par­ti­dos espa­ño­les y el silen­cio cóm­pli­ce del auto­no­mis­mo. Hace unos días en un pro­gra­ma de la Radio Gale­ga, Guilher­me Váz­quez, el por­ta­voz del BNG, ante la pre­gun­ta de quien desea­ba que gana­se el Mun­dial sin empa­cho alguno mani­fes­tó que “por cora­zón Espa­ña y Por­tu­gal!!”

La izquier­da inde­pen­den­tis­ta fué inca­paz de reac­cio­nar a tiem­po y en su con­jun­to no estu­vi­mos a la altu­ra que la reali­dad recla­ma­ba defen­dien­do acti­va­men­te nues­tro pro­yec­to nacio­nal, denun­cian­do la manio­bra de diver­sión que se ocul­ta tras esta cam­pa­ña tan bien pla­ni­fi­ca­da. En ple­na ofen­si­va con­tra los dere­chos labo­ra­les, con­tra las con­quis­tas socia­les, con­tra la sani­dad públi­ca y las pen­sio­nes, a pocos días del incre­men­to del IVA, la bur­gue­sía opta por pro­mo­ver el chau­vi­nis­mo exa­cer­ba­do. Emplean­do esta clá­si­ca cor­ti­na de humo, carac­te­rís­ti­ca de los perío­dos de cri­sis, logra amor­ti­guar y retra­sar las luchas. Con­si­gue inte­grar momen­ta­nea­men­te a sec­to­res popu­la­res a su pro­yec­to exclu­yen­te. Las masas pro­yec­tan colec­ti­va­men­te en la vic­to­ria de la selec­ción sus fra­ca­sos indi­vi­dua­les, su frus­trac­ción por el pre­sen­te adver­so y el negro futu­ro que sabia­men­te intu­yen. Miles de jóve­nes des­em­plea­dos y con con­tra­tos basu­ra inun­dan calles entu­sias­ma­dos para vic­to­rear a la “roja” y a los “héroes” sufra­ga­dos con pri­mas eco­nó­mi­cas que ellos nun­ca logra­rán acu­mu­lar en déca­das de años de tra­ba­jo asa­la­ria­do. La situa­ción es gra­ve por­que si no los fre­na­mos sere­mos irre­me­dia­ble­men­te derro­ta­dos. La izquier­da revo­lu­cio­na­ria inde­pen­den­tis­ta tie­ne que sacar con­clu­sio­nes de esta lec­ción y recu­pe­rar la ini­cia­ti­va.

Por lo demás, el actual gobierno de Fei­jó no mani­fies­ta dife­ren­cias des­ta­ca­das con las polí­ti­cas apli­ca­das por el tan­dem Tou­rinho-Quin­ta­na. La rece­ta neo­li­be­ral y regio­na­lis­ta del PP no es cua­li­ta­ti­va­men­te dife­ren­te a la apli­ca­da en su momen­to por el PSOE-BNG. Las tres fuer­zas son res­pon­sa­bles, en dife­ren­tes gra­dos, de la situa­ción de mar­gi­na­ción, empo­bre­ci­mien­to y extre­ma depen­den­cia que pade­ce nues­tro país. En los últi­mos meses esta corrup­ta cas­ta polí­ti­ca estu­vo cen­tra­da en un deba­te com­ple­ta­men­te ajeno a los intere­ses de la cla­se tra­ba­ja­do­ra: la fusión de las cajas de aho­rro galle­gas.

Como repre­sen­tan­tes de los intere­ses de las dife­ren­tes frac­cio­nes de la bur­gue­sia espa­ño­la y auto­no­mis­ta care­cen de volun­tad para dar una alter­na­ti­va a la gra­ve situa­ción de la cla­se tra­ba­ja­do­ra gale­ga, la qual es la que sufre con mayor dure­za en sus con­di­cio­nes mate­ria­les de exis­ten­cia la opre­sión nacio­nal de Gali­za por el pro­yec­to expan­sio­nis­ta espa­ñol. Tra­ba­ja­mos más horas por menos sala­rios, tene­mos un por­cen­ta­je de pre­ca­rie­dad labo­ral supe­rior a la media esta­tal, pade­ce­mos uno de los índi­ces de sinies­tra­bi­li­dad en el tra­ba­jo más altos de Euro­pa occi­den­tal, las pen­sio­nes más bajas, unos índi­ces de pobre­za y exlu­sión social alar­man­tes. La emi­gra­ción sigue sien­do la úni­ca alter­na­ti­va para mucha gen­te. Cada año, más de diez mil jóve­nes tie­nen que aban­do­nar Gali­za a otras zonas del Esta­do en lo que es una autén­ti­ca fuga de cere­bros. Espa­ña con­ti­nua apli­can­do una agre­si­va estra­te­gia turis­ti­fi­ca­do­ra y ener­gé­ti­ca que des­tru­ye nues­tra cos­ta, valles y mon­ta­ñas, arra­san­do la eco­no­mía pro­duc­ti­va, liqui­dan­do nues­tro sec­tor pri­má­rio para invia­bi­li­zar aún más nues­tro pro­yec­to nacio­nal.

Zapa­te­ro man­tie­ne incó­lu­me esa men­ta­li­dad neo­co­lo­nial con la que Espa­ña nos vie­ne tra­tan­do secu­lar­men­te. En la divi­sión inter­na­cio­nal del tra­ba­jo el capi­ta­lis­mo espa­ñol nos ha rele­ga­do a ser un terri­to­rio del que extraer mano de obra bara­ta, mera fuen­te de ener­gía, don­de ins­ta­lar indus­tria de encla­ve y por lo tan­to con­ta­mi­nan­te. Gali­za cum­ple actual­men­te esta fun­ción cuyo resul­ta­do la con­vier­te en una de las áreas más empo­bre­ci­das de Euro­pa. La Inde­pen­den­cia es pues la úni­ca alter­na­ti­va via­ble para evi­tar la des­truc­ción del pro­yec­to nacio­nal, el Socia­lis­mo el úni­co hori­zon­te para nues­tra eman­ci­pa­ción como cla­se y la des­truc­ción del patriar­ca­do la úni­ca vía para evi­tar que mitad de la fuer­za de tra­ba­jo, las muje­res, sigan explo­ta­das, opri­mi­das y domi­na­das. Esta es la alter­na­ti­va estra­té­gi­ca de la izquier­da inde­pen­den­tis­ta gale­ga repre­sen­ta­da por NÓS-UP que las comu­nis­tas gale­gas de Pri­mei­ra Linha apo­ya­mos.

No exis­te nin­gu­na otra sali­da. La solu­ción no pasa por encon­trar un cómo­do enca­je de Gali­za en Espa­ña, ni por tener más “peso” en Madrid. No ema­na del incre­men­to com­pe­ten­cial ni de una mayor repre­sen­ta­ti­vi­dad ins­ti­tu­cio­nal del regio­na­lis­mo. Más que nun­ca, Gali­za y su cla­se tra­ba­ja­do­ra nece­si­tan de una alter­na­ti­va de izquier­da anti­ca­pi­ta­lis­ta e inde­pen­den­tis­ta con apo­yo y pro­yec­ción de masas. No es hora de arriar ban­de­ras, es el momen­to de izar­las con orgu­llo, deci­sión y cora­je.

Boltxe – ‑Este año, pare­ce ser que en el día de la patria con­táis con la pre­sen­cia de varias “per­so­na­li­da­des” y de una fuer­te pre­sen­cia de fuer­zas de ocu­pa­ción…

Car­los – La pre­sen­cia del monar­ca espa­ñol en Com­pos­te­la no es una nove­dad, como tam­po­co la ocu­pa­ción de la ciu­dad por las uni­da­des de inter­ven­ción de la poli­cía espa­ño­la. Lle­van más de una déca­da ensa­yan­do esta estra­te­gia con el objec­ti­vo de supri­mir, emplean­do la vio­len­cia sim­bó­li­ca y mate­rial, el menor ras­go de con­flic­to nacio­nal, de cla­se y de géne­ro en la capi­tal de Gali­za. El ope­ra­ti­vo basi­ca­men­te está diri­gi­do a evi­tar que la izquier­da inde­pen­den­tis­ta pue­da dar a cono­cer su pro­yec­to y difi­cul­tar que se mani­fies­te con nor­ma­li­dad. No es un fenó­meno nue­vo ni se apli­ca exclu­si­va­men­te en las sema­nas pre­vias al 25 de julio. Este año con el Jaco­beu lle­van meses imple­men­tan­do una polí­ti­ca poli­cial de con­tro­les, inti­mi­da­ción y ocu­pa­ción de Com­pos­te­la que gene­ra males­tar entre cada vez mayo­res sec­to­res de la ciu­dad. Polí­ti­ca com­ple­men­ta­da con la cri­mi­na­li­za­ción e into­xi­ca­ción que dia sí y día tam­bién trans­mi­ten los medios de des­in­for­ma­ción de la bur­gue­sía.

Boltxe – Hábla­nos de Pri­mei­ra Linha… ¿dón­de se sitúa ideo­ló­gi­ca­men­te? ¿Qué idea tenéis del mar­xis­mo y del leni­nis­mo hoy día, en 2010?

Car­los – Pri­mei­ra Linha es un par­ti­do comu­nis­ta fun­da­do el 1º de mayo de 1996. Sus objec­ti­vos son orga­ni­zar al pro­le­ta­ria­do y a la cla­se tra­ba­ja­do­ra gale­ga para lograr una Gali­za inde­pen­dien­te, socia­lis­ta y no patriar­cal. La Revo­luçom Gale­ga es pues nues­tro objec­ti­vo estra­té­gi­co. Somos una orga­ni­za­ción revo­lu­cio­na­ria que nació en una coyun­tu­ra nacio­nal e inter­na­cio­nal muy des­fa­vo­ra­ble, en ple­na cri­sis de la izquier­da mun­dial trás la implo­sión del socia­lis­mo sovié­ti­co y la borra­che­ra neo­li­be­ral. Somos la pri­me­ra orga­ni­za­ción comu­nis­ta fun­da­da en Euro­pa en el cre­púscu­lo del siglo XX, tras la cai­da del muro de Ber­lín. No somos una orga­ni­za­ción facil­men­te eti­que­ta­ble. Somos mar­xis­tas y leni­nis­tas pero con­ju­ga­mos de for­ma cria­ti­va las con­tri­bu­cio­nes de otros espa­cios de lucha. Des­de nues­tra crea­ción hace tres lus­tros inten­ta­mos avan­zar con una ori­gi­nal expe­rien­cia de cons­truc­ción de un par­ti­do comu­nis­ta de nue­va plan­ta. Con­si­de­ra­mos que es la cla­se obre­ra la úni­ca con capa­ci­dad de con­vo­car y aglu­ti­nar bajo su hege­mo­nía el arco iris eman­ci­pa­dor de todas las rebel­dias pre­sen­tes en nues­tra socie­dad, por­que es nece­sa­rio una sim­bio­sis entre el cri­sol de luchas par­cia­les por la libe­ra­ción de la mujer, con­tra la depre­da­ción del medio ambien­te, el poder adul­to o los dere­chos sexua­les y la eli­mi­na­ción de la pro­pie­dad pri­va­da de los medios de pro­duc­ción. Actual­men­te aún somos un pro­yec­to modes­to, pero tene­mos un reco­rri­do y una expe­rien­cia nada des­pre­cia­ble en el seno de la Gali­za rebel­de y com­ba­ti­va.

Defen­de­mos que Gali­za nece­si­ta dotar­se de un esta­do de carác­ter obre­ro por­que apli­ca­mos la teo­ría mar­xis­ta desa­rro­lla­da por Lenin en sus refle­xio­nes sobre el dere­cho de auto­de­ter­mi­na­ción de que en una for­ma­ción social que pade­ce una opre­sión nacio­nal la lucha de cla­ses adop­ta la for­ma de libe­ra­ción nacio­nal. La con­tra­dic­ción prin­ci­pal es la de cla­se pero en nues­tra reali­dad con­cre­ta esta no se pue­de enten­der ni desa­rro­llar al mar­gen de la opre­sión nacio­nal que pade­ce­mos por el impe­ria­lis­mo espa­ñol.

Nues­ta acti­vi­dad está basi­ca­men­te cen­tra­da en impul­sar y des­sa­rro­llar las orga­ni­za­cio­nes de masas que for­man par­te de la corrien­te de la izquier­da inde­pen­den­tis­ta y socia­lis­ta gale­ga en la que esta­mos encua­dra­dos y que deno­mi­na­mos MLNG; en el tra­ba­jo en el movi­mien­to obre­ro, en los movi­mien­tos socia­les como el femi­nis­mo, la defen­sa y pro­mo­ción de la len­gua y cul­tu­ra gale­ga, la soli­da­ri­dad inter­na­cio­nal.

Antes de fina­li­zar el año cele­bra­re­mos nues­tro V Con­gre­so, en el cual apro­va­re­mos un pro­gra­ma tác­ti­co y estra­té­gi­co defi­nien­do con más pre­ci­sión la estra­te­gia revo­lu­cio­na­ria insu­rrec­cio­nal que como comu­nis­tas gale­gos con­si­de­ra­mos la mejor vía para los objec­ti­vos que per­se­gui­mos. La Revo­lu­ción Gale­ga no será resul­ta­do de una mayo­ría arit­mé­ti­ca par­la­men­ta­ria, y sí con­se­cuen­cia de la hege­mo­nía polí­ti­ca, ideo­ló­gi­ca, cul­tu­ral y mili­tar de las fuer­zas obre­ras y popu­la­res en un lar­go pro­ce­so de acu­mu­la­ción de fuer­zas en base a una cohe­ren­te inter­ven­ción teó­ri­co-prác­ti­ca.

La actual cri­sis del capi­ta­lis­mo cons­ta­ta que Marx y Lenin siguen más vigen­tes que nun­ca, que la Revo­lu­ción no sólo es un objec­ti­vo desea­ble, es una nece­si­dad impos­ter­ga­ble. Hay que bus­car una sali­da polí­ti­ca a la cri­sis actual. Hoy no tie­ne sen­ti­do las medias tin­tas. Hay que lla­mar a las cosas por su nom­bre. Olvi­dar­se de los eufe­mis­mos. La cri­sis eco­nó­mi­ca y finan­cie­ra va acom­pa­ña­da por una cri­sis eco­ló­gi­ca, ener­gé­ti­ca, ali­men­ta­ria de incal­cu­la­bles con­se­cuen­cias que pue­de deri­var en un neo­feu­da­lis­mo, en una sali­da auto­ri­ta­ria a esca­la mun­dial o en la des­truc­ción del capi­ta­lis­mo. Es el momen­to de la lucha, del com­ba­te, de la crí­ti­ca radi­cal, des­acom­ple­ja­da del capi­ta­lis­mo. De la defen­sa del Socia­lis­mo como alter­na­ti­va via­ble para la huma­ni­dad. Pero para que esto sea posi­ble es impres­cin­di­ble la auto­or­ga­ni­za­ción obre­ra y popu­lar, la lucha orga­ni­za­da, un par­ti­do comu­nis­ta de van­guar­dia con influen­cia de masas. El capi­ta­lis­mo no cae por sí sólo, hay que tum­bar­lo. Con accio­nes espon­tá­neas no bas­ta. Hay que pla­ni­fi­car y orien­tar su cai­da. Es nece­sa­rio orga­ni­zar la lucha con­tun­den­te para derro­tar a la bur­gue­sía y evi­tar su recom­po­si­ción.

Boltxe – El movi­mien­to de libe­ra­ción gale­go, par­ti­ci­pa tam­bién del movi­mien­to boli­va­riano… ¿Qué estáis apor­tan­do des­de Gali­za?

Car­los – Gali­za man­tie­ne his­to­ri­ca­men­te inten­sos lazos con los pue­blos lati­no­ame­ri­ca­nos y cari­be­ños. Duran­te más de un lar­go siglo cen­te­na­res de miles de com­pa­trio­tas emi­gra­ron al con­ti­nen­te de Bolí­var, Manue­li­ta Sáez, Mariá­te­gui, Celia Sán­chez, Fidel, el Che y Maru­lan­da en bus­ca de un futu­ro mejor, esca­pan­do de la mise­ria a que nos con­de­na Espa­ña. Pero tam­bién en deter­mi­na­das eta­pas his­tó­ri­cas allí encon­tra­mos una reta­guar­dia para quien bus­ca­ba refu­gio del fas­cis­mo, y para quien par­ti­ci­pa­ba en la reor­ga­ni­za­ción de la resis­ten­cia nacio­nal y de cla­se. En ese con­ti­nen­te estu­vo duran­te déca­das la lega­li­dad demo­crá­ti­ca y nacio­nal del Con­selho de Gali­za, el gobierno gale­go en el exí­lio. No pode­mos obviar que en esas tie­rras com­pu­si­mos nues­tro Himno Nacio­nal, fue crea­da nues­tra ban­de­ra, fun­da­da la Aca­de­mia Gale­ga, edi­ta­mos las pri­me­ras publi­ca­cio­nes perió­di­cas inde­pen­den­tis­tas, desa­rro­lla­mos nues­tra cul­tu­ra e idio­ma. Bue­nos Aires, Méxi­co, La Haba­na o Cara­cas repre­sen­tan mucho para nues­tro País, para nues­tra lucha por la inde­pen­den­cia y el socia­lis­mo.
Par­cial­men­te, com­pen­sa­mos esta impa­ga­ble hos­pi­ta­li­dad par­ti­ci­pan­do en la crea­ción del movi­mien­to obre­ro, de sin­di­ca­tos y orga­ni­za­cio­nes revo­lu­cio­na­rias, impli­cán­do­nos en su lucha por la sobe­ra­nía y la liber­tad. Muchas galle­gas y galle­gos o des­cen­dien­tes de gale­gos com­ba­ti­mos en los ejér­ci­tos liber­ta­do­res de Mar­tí, de Fidel o de Rober San­tu­cho.

Todo esto gene­ró pro­fun­dos víncu­los de amis­tad, res­pe­to y soli­da­ri­dad entre nues­tros pue­blos. Nues­tra acti­va par­ti­ci­pa­ción en el Movi­mien­to Con­ti­nen­tal Boli­va­riano res­pon­de a dos cau­sas. En pri­mer lugar, somos una orga­ni­za­ción patrió­ti­ca pero tam­bién inter­na­cio­na­lis­ta. Nues­tra lucha se desa­rro­lla en Gali­za pero no somos aje­nos a nin­gún com­ba­te por la liber­tad, con­tra el capi­ta­lis­mo y el impe­ria­lis­mo que ten­ga lugar en cual­quier par­te del mun­do. En bre­ve, la edi­to­rial liga­da a nues­tro par­ti­do va a publi­car un libro iné­di­to sobre el secues­tro por el DRIL en enero de 1961 del San­ta María, un buque de pasa­je­ros por­tu­gués. Uno de los artí­fi­ces de esta acción pro­mo­vi­da por una orga­ni­za­ción polí­ti­co-mili­tar gale­go-por­tu­gue­sa fué José Fer­nan­des “Coman­dan­te Sou­to­maior”, un com­ba­tien­te comu­nis­ta que estu­vo en la gue­rrilha tras el gol­pe fas­cis­ta de 1936, y pos­te­rior­men­te fue ase­sor del MIR Vene­zo­lano, cola­bo­ró con la revo­lu­ción cuba­na y repre­sen­tó direc­ta­men­te al gue­va­ris­mo como dele­ga­do de la Tri­con­ti­nen­tal en Viet­nam y Laos. Es un ejem­plo a seguir que rei­vin­di­ca­mos y del que como revo­lu­cio­na­rios gale­gas nos sen­ti­mos orgu­llo­sos.
Nues­tra pre­sen­cia en el MCB con­tri­bu­ye a pagar esta deu­da his­tó­ri­ca que tene­mos, pero bási­ca­men­te pre­ten­de reac­ti­var la soli­da­ri­dad, coope­ra­ción e inter­cam­bio mútuo, dan­do a cono­cer entre bue­na par­te de lo mejor de la izquier­da de ese con­ti­nen­te que somos un pue­blo que lucha exac­ta­men­te por idén­ti­co objec­ti­vo con­tra el que hace aho­ra 200 años se levan­tó Bolí­var, Sucre o Arti­gas: el impe­ria­lis­mo espa­ñol. Damos a cono­cer la lucha gale­ga bus­can­do soli­da­ri­dad pero tam­bién difun­di­mos aquí la jus­ta lucha del movi­mien­to boli­va­riano, de la insur­gen­cia colom­bia­na.

Boltxe – ¿Y des­de tu pros­pec­ti­va gale­ga, como ves en movi­mien­to boli­va­riano y las luchas de los pue­blos de Amé­ri­ca?

Car­los – Actual­men­te los pro­ce­sos en cur­so en Vene­zue­la, Boli­via o Ecua­dor se encuen­tran en una encru­ci­ja­da en la que es nece­sa­rio mayor defi­ni­ción polí­ti­ca, auda­cia y cla­ri­fi­ca­ción ideo­ló­gi­ca. O bien se opta por un capi­ta­lis­mo de esta­do de ras­gos anti­im­pe­ria­lis­tas y popu­lis­tas, por repro­du­cir mode­los nacio­nal-demo­crá­ti­cos ensa­ya­dos déca­das antes sin éxi­to, o bien se avan­za en la cons­truc­ción de un socia­lis­mo genuino, ale­ja­do del elec­to­ra­lis­mo bur­gués y del eta­pis­mo de los manua­les sovié­ti­cos.

No es lo mis­mo lo que pasa en el Ecua­dor, don­de Correa aban­do­nó sus pro­me­sas, apli­ca polí­ti­cas neo­li­be­ra­les, repri­me al movi­mien­to popu­lar y a la izquier­da revo­lu­cio­na­ria, pro­cu­ra la con­ci­lia­ción con Washing­ton y sus repre­sen­tan­tes en el Pala­cio de Nari­ño de Bogo­tá, que el pro­ce­so vene­zo­lano o boli­viano. Hugo Cha­vez debe des­pren­der­se de la boli­bur­gue­sia que tie­ne secues­tra­do los anhe­los del pue­blo boli­va­riano y abrir una nue­va fase del pro­ce­so revo­lu­cio­na­rio, don­de el lla­ma­do Socia­lis­mo del siglo XXI deje de ser retó­ri­ca del ima­gi­na­rio guber­na­men­tal a ser una reali­dad tan­gi­ble. Hay que supe­rar el con­tra­to social inter­cla­sis­ta, el esta­tis­mo, las prác­ti­cas cau­di­llis­tas, dan­do pro­ta­go­nis­mo al pue­blo tra­ba­ja­dor e ini­ciar una revo­lu­ción ideo­ló­gi­ca que cam­bie las men­ta­li­da­des para así poder sen­tar con fir­me­za las bases de una Revo­lu­ción Socia­lis­ta. No es posi­ble la con­ci­lia­ción con la bur­gue­sía nacio­nal ni man­te­ner polí­ti­cas errá­ti­cas a la hora de rela­cio­nar­se con las poten­cias impe­ria­lis­tas.

La situa­ción cuba­na tam­bién es preo­cu­pan­te. El mode­lo esta­tis­ta está ago­ta­do y el actual gobierno es inca­paz de reorien­tar la cons­truc­ción del socia­lis­mo que deman­da la izquier­da de la Revo­lu­ción. Sigue emplean­do vie­jas rece­tas que la his­to­ria demos­tró inco­rrec­tas. Sin par­ti­ci­pa­ción e impli­ca­ción popu­lar, sin demo­cra­cia socia­lis­ta, sin auto­ges­tión y coges­tión obre­ra de los medios de pro­duc­ción no es posi­ble cons­truir un mode­lo alter­na­ti­vo al capi­ta­lis­mo ni man­te­ner el res­pal­do masi­vo del pue­blo. Raúl y sus equi­po se equi­vo­can al bus­car en la Igle­sia cató­li­ca un alia­do para capear la difí­cil situa­ción eco­nó­mi­ca, social y de legi­ti­ma­ción polí­ti­ca de este pro­ce­so revo­lu­cio­na­rio tan impor­tan­te para el futu­ro de Amé­ri­ca Lati­na y el Cari­be.

El recien­te resul­ta­do de las ile­gí­ti­mas elec­cio­nes colom­bia­nas cons­ta­ta que fren­te al frau­de masi­vo de un regi­men nar­co­pa­ra­te­rro­ris­ta el pro­yec­to repre­sen­ta­do por las FARC-EP y el movi­mien­to popu­lar sigue sien­do la úni­ca vía para derro­tar a la oli­gar­quía y los ape­ti­tos expan­sio­nis­tas ian­quis de Nues­tra Amé­ri­ca. La soli­da­ri­dad acti­va con la insur­gen­cia es muy impor­tan­te para avan­zar en la con­so­li­da­ción de la segun­da y defi­ni­ti­va inde­pen­den­cia y sen­tar las bases para tener ver­da­de­ras posi­bi­li­da­des de vic­to­ria en la inevi­ta­ble con­fron­ta­ción a gran esca­la que el impe­ria­lis­mo pre­pa­ra con­tra los pue­blos lati­no­ame­ri­ca­nos y cari­be­ños.
Hoy la espa­da de Bolí­var reco­rre de nue­vo bue­na par­te del con­ti­nen­te. Se está asis­tien­do a la recom­po­si­ción de una nue­va izquier­da revo­lu­cio­na­ria con estre­chos víncu­los con los movi­mien­tos socia­les, ale­ja­da de los mode­los buro­crá­ti­cos y pac­tis­tas de los vie­jos PCs que tan­to daño cau­sa­ron a la cau­sa del Socia­lis­mo. El pro­yec­to del Che Gue­va­ra es un refe­ren­te indis­pen­sa­ble para lograr avan­zar hacia ver­da­de­ras revo­lu­cio­nes socia­lis­tas, evi­tan­do repro­du­cir cari­ca­tu­ras de revo­lu­ción.

Boltxe – Cam­bian­do radi­cal­men­te de tema… el casi eterno con­flic­to lin­güís­ti­co en Gali­za, ¿Qué nos pue­des con­tar?

Car­los – Ini­cial­men­te el pro­yec­to expan­sio­nis­ta cas­te­llano, a par­tir del siglo XIX el espa­ñol, lle­van más de 500 años inten­tan­do des­truir el idio­ma y la cul­tu­ra nacio­nal gale­ga, basi­ca­men­te su len­gua: el gale­go-por­tu­gués. Has­ta el pre­sen­te, han emplea­do infruc­tuo­sa­men­te todas las estra­te­gias posi­bles para lograr­lo sin con­se­guir­lo. Pero en las últi­mas tres déca­das han avan­za­do más en este objec­ti­vo que en los cin­co siglos ante­rio­res. Un perío­do tan pro­lon­ga­do sin sobe­ra­nía pro­vo­có una inevi­ta­ble ero­sión del idio­ma. La pre­sión espa­ño­li­za­do­ra ace­le­ra­da duran­te el fran­quis­mo fué con­tra­pe­sa­da por una socie­dad don­de el mun­do rural man­te­nía un peso hege­mó­ni­co. Las modi­fi­ca­cio­nes en la mor­fo­lo­gía de cla­ses de Gali­za deri­va­das de la indus­tria­li­za­ción desa­rro­llis­ta impues­ta a par­tir de la déca­da de los 60 del siglo XX y algu­nos de los prin­ci­pa­les fenó­me­nos deri­va­dos: esco­la­ri­za­ción obli­ga­to­ria, expan­sión de los medios de comu­ni­ca­ción de masas, pro­vo­ca­ron un trau­má­ti­co cam­bio social que faci­li­tó pri­me­ro la espa­ño­li­za­ción de amplios sec­to­res popu­la­res urba­nos y pos­te­rior­men­te de la juven­tud.

Trein­ta años de Auto­no­mía no sólo no han ser­vi­do para gale­gui­zar Gali­za, han sido deter­mi­nan­tes en el pro­ce­so de espa­ño­li­za­ción en cur­so. La impo­si­ción del decre­to de 1982 que impo­ne una nor­ma orto­grá­fi­ca espa­ño­la para nues­tro idio­ma en los terri­to­rios de la Comu­ni­dad Autó­no­ma tan sólo favo­re­ció la hibri­da­ción, ante­sa­la de la des­apa­ri­ción de un idio­ma. Las ins­ti­tu­cio­nes auto­nó­mi­cas no sólo no garan­ti­zan la esco­la­ri­za­ción en gale­go, tam­po­co el cum­pli­mien­to de la tími­da legis­la­ción. Esto ha pro­vo­ca­do la caí­da de gale­go-hablan­tes a cifras que no garan­ti­zan su con­ti­nui­dad. Si no se pro­du­ce una inver­sión lin­güís­ti­ca en dos gene­ra­cio­nes nues­tro idio­ma nacio­nal pue­de des­apa­re­cer. Para­do­ji­ca­men­te en el perío­do 2005 – 2009 el gobierno auto­nó­mi­co del PSOE-BNG no apos­tó por avan­zar en la galle­gui­za­ción del sis­te­ma edu­ca­ti­vo pero la extre­ma-dere­cha del PP hizo de la “liber­tad” lin­güís­ti­ca ban­de­ra en la recu­pe­ra­ción de la ges­tión del gobierno. Su ines­pe­ra­da vic­to­ria ha pro­vo­ca­do una ofen­si­va des­acom­ple­ja­da con­tra el gale­go plas­ma­da en la recién apro­va­da rup­tu­ra del pac­to fir­ma­do en la era Fra­ga cuya con­se­cuen­cia es la reduc­ción de la obli­ga­to­rie­dad de impar­tir cla­ses en gale­go en un con­jun­to de mate­rias.

Los comu­nis­tas gale­gas no vamos a cesar en el empe­ño de evi­tar la des­truc­ción de una cul­tu­ra cuyo pri­mer docu­men­to escri­to que se cono­ce data de 1175, como tam­bién sabe­mos que la úni­ca estra­te­gia via­ble para nor­ma­li­zar nues­tra len­gua y cul­tu­ra pasa por rom­per la barre­ra men­tal del rio Minho, apos­tan­do por la uni­dad lin­güís­ti­ca gale­ga-por­tu­gue­sa fren­te a la dia­lec­ti­za­ción de la nor­ma­ti­va impues­ta por la Real Aca­de­mia Gale­ga. Pero esto no será ple­na­men­te posi­ble sin recu­pe­rar la sobe­ra­nía per­di­da median­te la con­quis­ta de la segun­da y defi­ni­ti­va inde­pen­den­cia nacio­nal.

Boltxe – ¿Exis­ten posi­bi­li­da­des de tra­ba­jo común entre el sobe­ra­nis­mo gale­go, tan divi­di­do y frag­men­ta­do?

Car­los – Sí, cla­ro que exis­ten. Lo úni­co que se nece­si­ta es volun­tad por par­te de todos los agen­tes impli­ca­dos. Noso­tros lle­va­mos más de diez años pro­mo­vien­do espa­cios de uni­dad y con­ver­gen­cia. Todas las ini­cia­ti­vas que en la últi­ma déca­da per­se­guian supe­rar esta divi­sión o bien fue­ron pro­mo­vi­das uni­la­te­ral­men­te por noso­tros, o con­ta­ban con nues­tra impli­ca­ción direc­ta.

No se pue­de con­ver­tir la uni­dad en un feti­che. Lle­va­mos años mani­fes­tan­do que son tres los prin­ci­pios inne­go­cia­bles para par­ti­ci­par acti­va­men­te en cual­quier espa­cio ten­den­te a supe­rar la divi­sión del cam­po de la izquier­da inde­pen­den­tis­ta. La indis­cu­ti­ble defi­ni­ción de izquier­da anti­ca­pi­ta­lis­ta. El reco­no­ci­mien­to de la plu­ra­li­dad polí­ti­ca e ideo­ló­gi­ca del espa­cio resul­tan­te. Y final­men­te la ple­na auto­no­mía fren­te al regio­na­lis­mo. Pri­mei­ra Linha hace un par de meses mani­fes­tó cla­ra­men­te que somos par­ti­da­rios de alian­za amplias em base a pro­gra­mas avan­za­dos, no a uni­da­des estre­chas con pro­yec­tos de míni­mos.

Lamen­ta­ble­men­te en la actua­li­dad no exis­ten con­di­cio­nes sub­jec­ti­vas para avan­zar en este desea­do hori­zon­te. Como comu­nis­tas gale­gos, no vamos renun­ciar a nues­tro pro­yec­to estra­té­gi­co. No pode­mos impli­car­nos en acom­ple­ja­dos pro­yec­tos inter­cla­sis­tas con una línea ambí­gua en el plano nacio­nal y social, que subs­ti­tu­yen el inde­pen­den­tis­mo por el sobe­ra­nis­mo, y evi­tan defi­nir el objec­ti­vo socia­lis­ta de nues­tro movi­mien­to de libe­ra­ción nacio­nal. No pode­mos adhe­rir a espa­cios que man­tie­nen una posi­ción con­ci­lia­do­ra con el auto­no­mis­mo, o que cola­bo­ran con el espa­ño­lis­mo social­de­mo­cra­ta. Para noso­tros el BNG y todo lo que repre­sen­ta for­ma par­te del regi­men espa­ñol. Lle­va­mos años mani­fes­tan­do que noso­tros no esta­mos por cons­truir una foto­co­pia en color del BNG ni por recu­pe­rar obso­le­tos mode­los maqui­lla­dos de nos­tal­gia. Es legí­ti­mo aspi­rar a fun­dar en Gali­za una nue­va fuer­za polí­ti­ca seme­jan­te a ERC o a EA, pero Pri­mei­ra Linha no se va a subir a un tren de vía estre­cha y cor­to reco­rri­do por­que nues­tros vago­nes no enca­jan, ni hay volun­tad de com­par­tir la loco­mo­to­ra.
Y esto no hay que vivir­lo como un dra­ma. Hoy lo más sen­sa­to es apli­car la con­sig­na de cami­nar sepa­ra­dos, gol­pear jun­tos. En las luchas coin­ci­di­re­mos. Cada una de las par­tes de ese polie­dro de orga­ni­za­cio­nes y colec­ti­vos desa­rro­lla­rá su espe­cí­fi­co pro­yec­to. El futu­ro cons­ta­ta­rá quien acier­te y quien no logra avan­zar al rit­mo desea­do. En ese momen­to la uni­dad será resul­ta­do de un acuer­do polí­ti­co, de un deseo hones­to, nun­ca de una impo­si­ción o de la exclu­sión de algu­na de las par­tes. Múl­ti­ples expe­rien­cias his­tó­ri­cas han cons­ta­ta­do que hay uni­da­des que suman, que otras mul­ti­pli­can pero que tam­bién hay uni­da­des que res­tan. A día de hoy, en Gali­za no es posi­ble una uni­dad inme­dia­ta de la izquier­da inde­pen­den­tis­ta, por­que bue­na par­te de las pie­zas apues­ta por la divi­sión. Negar­lo es prac­ti­car el cinis­mo e hipo­cre­sia que no tie­nen cabi­da en el cam­po de la izquier­da trans­for­ma­do­ra.

Boltxe – Vamos a ir aca­ban­do la entre­vis­ta hablan­do de Eus­kal Herria… ¿Que impre­sio­nes tie­nes del pro­ce­so demo­crá­ti­co des­de Gali­za?

Car­los – Cada pue­blo tie­ne que bus­car su pro­pio camino, su par­ti­cu­lar vía para su libe­ra­ción nacio­nal y eman­ci­pa­ción social de géne­ro.
Noso­tros par­ti­ci­pa­mos como par­ti­do invi­ta­do jun­to con la dele­ga­ción de NÓS-Uni­da­de Popu­lar en el acto don­de se fir­mó el acuer­do de cola­bo­ra­ción entre la izquier­da aber­tza­le y EA. Como hemos hecho des­de nues­tra cons­ti­tu­ción, siem­pre man­tu­vi­mos una estre­cha amis­tad con el inde­pen­den­tis­mo socia­lis­ta bas­co, con la lucha de vues­tro pue­blo por la inde­pen­den­cia y el socia­lis­mo. Ni en los momen­tos más difí­ci­les deja­mos de mani­fes­tar acti­va­men­te nues­tro apo­yo y soli­da­ri­dad, como bien sabeis. De la mis­ma for­ma, cuan­do no coin­ci­di­mos, no res­pal­da­mos ini­cia­ti­vas que con­si­de­ra­mos no cum­plian los requi­si­tos míni­mos acep­ta­bles para par­ti­ci­par. La sin­ce­ri­dad y la hones­ti­dad, así como el res­pe­to y la no inje­ren­cia, deben ser vir­tu­des inhe­ren­tes en las rela­cio­nes inter­na­cio­na­lis­tas entre revo­lu­cio­na­rias.

Des­de este res­pe­to mútuo que inten­ta­mos prac­ti­car, como tam­bién des­de la con­fian­za polí­ti­ca que gene­ra más de medio siglo de ejem­plar lucha, res­pe­ta­mos las deci­sio­nes que la izquier­da aber­tza­le ha adop­ta­do. Esto no evi­ta que vea­mos con cier­ta preo­cu­pa­ción algu­nos sin­to­mas que están emer­gien­do del deba­te interno como con­se­cuen­cia de la durí­si­ma repre­sión a la que los Esta­dos espa­ñol y fran­cés vie­ne some­tien­do a la izquier­da aber­tza­le. La dia­léc­ti­ca a apli­car en la com­bi­na­ción de las for­mas de lucha uti­li­za­das debe ser eva­lua­da per­ma­nen­te­men­te por una orga­ni­za­ción revo­lu­cio­na­ria. Des­co­no­ce­mos ele­men­tos fun­da­men­ta­les para poder ava­liar con mayor rigor la plas­ma­ción del acuer­do rubri­ca­do el 20 de junio en Bil­bo. El tiem­po cons­ta­ta­rá si son correc­tas.

Boltxe – ¿Cómo valo­ráis, des­de Pri­mei­ra Linha, la evo­lu­ción de la Izquier­da Aber­tza­le y su difí­cil tra­ba­jo en medio de repre­sión, ile­ga­li­za­cio­nes, etc?

Car­los – La últi­ma déca­da ha sido muy dura para las izquier­das inde­pen­den­tis­tas en gene­ral, y mucho más para la vas­ca en par­ti­cu­lar. Adap­tar­se a las nue­vas for­mas de com­ba­te que apli­ca el enemi­go es bási­co para no pere­cer en la lucha. En todos estes años, la izquier­da aber­tza­le ha demons­tra­do enor­me capa­ci­dad para supe­rar los cam­bios tác­ti­cos y estra­té­gi­cos del enemi­go común que com­par­ti­mos: el pro­yec­to asi­mi­la­cio­nis­ta espa­ñol. Hoy tie­ne delan­te un enor­me reto y ha toma­do mayo­ri­ta­ria­men­te un camino que no es nue­vo pero que al con­tra­rio de ante­rio­res expe­rien­cias pare­ce exce­si­va­men­te influen­cia­do por fac­to­res exóge­nos. Evi­tar la derro­ta estra­té­gi­ca es prio­ri­tá­rio a la hora de ensa­yar movi­mien­tos tác­ti­cos. Pero tam­bién es fun­da­men­tal evi­tar que los movi­mien­tos coyun­tu­ra­les adop­ten la natu­ra­le­za de estra­té­gi­cos. Los prin­ci­pa­les fac­to­res iden­ti­ta­rios del pro­ce­so vas­co, su espe­cí­fi­co per­fil anti­sis­té­mi­co que tan­ta pro­yec­ción y apo­yos ha logra­do a esca­la inter­na­cio­nal no debe­rían ser modi­fi­ca­dos subs­tan­cial­men­te. Al igual que en 1977 – 79 o en 1989 – 1991 no se dejó sedu­cir por los can­tos de sire­na de la social­de­mo­cra­cia, a día de hoy tam­bién tie­ne que evi­tar bus­car ata­jos que no siem­pre con­du­cen al mis­mo sitio.

Boltxe – Aho­ra sí, para ter­mi­nar, entre comu­nis­tas… sigues vien­do una sali­da en cla­ve mar­xis­ta y socia­lis­ta para la huma­ni­dad?

Car­los – No exis­te otra posi­bi­li­dad. La cri­sis capi­ta­lis­ta sólo se solu­cio­na con la Revo­lu­ción socia­lis­ta. Hoy los comu­nis­tas debe­mos impli­car­nos en todas las luchas, par­ti­ci­par sin com­ple­jos en todos los com­ba­tes. Se está crean­do un cal­do de cul­ti­vo pro­pi­cio para que nues­tros idea­les, las más bella crea­ción de la huma­ni­dad, vuel­van a ser escu­cha­dos y segui­dos por las masas, ten­gan eco entre las tra­ba­ja­do­ras y la juven­tud.

Ellos lo saben. Están preo­cu­pa­dos. No es casua­li­dad que la supers­truc­tu­ra ideo­ló­gi­ca del capi­ta­lis­mo esté dedi­can­do esfuer­zos a com­ba­tir a Marx y a Lenin, a cri­mi­na­li­zar las huel­gas y las luchas. Pero para tener éxi­to hay que actuar con habi­li­dad, inte­li­gen­cia y pla­ni­fi­ca­ción. Hay que pasar a la ofen­si­va: agi­tar en las calles, cen­tros de estu­dio y de tra­ba­jo; orga­ni­zar a la cla­se obre­ra, la juven­tud y las muje­res; reac­ti­var la bata­lla ideo­ló­gi­ca, for­mar mili­tan­tes y cua­dros; man­te­ner una prác­ti­ca cohe­ren­te con el dis­cur­so. El futu­ro es nues­tro, pero no va ser fácil con­quis­tar­lo.

Bueno reite­ra­mos el agra­de­ci­mien­to a tus pala­bras y desea­mos para ti, para Pri­mei­ra Linha y NÓS-UP toda suer­te de avan­ces y buen tra­ba­jo y por supues­to pro­duc­ti­vo en pos del socia­lis­mo y la inde­pen­den­cia para Gali­za. En Boltxe no ocul­ta­mos nues­tra sim­pa­tía hacia vues­tro movi­mien­to polí­ti­co, sois nues­tros cama­ra­das de Gali­za y en ese sen­ti­do siem­pre ten­dréis en Boltxe, compañ[email protected] y cama­ra­das de pelea y por supues­to [email protected] Un gus­to ta ondo izan!!

www​.boltxe​.info

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *