«Vie­nen a robar­nos el futu­ro» – Entre­vis­ta a ESK, EILAS, HIRU, EHNE

p004_f05183x100.jpg

PREGUNTAS
1• ¿Qué es lo peor de la refor­ma labo­ral que ha impul­sa­do el pre­si­den­te del Gobierno espa­ñol José Luis Rodrí­guez Zapatero?

2• ¿Por qué se lle­ga a esta situa­ción, en la que como en las ante­rio­res, los tra­ba­ja­do­res son los que pagan la cri­sis eco­nó­mi­ca que no han producido?

3• ¿Qué pide a los tra­ba­ja­do­res ante esta nue­va huel­ga gene­ral en Hego Eus­kal Herria en el pla­zo de poco más de un año res­pec­to a la ante­rior con­vo­ca­to­ria del 21 de mayo de 2009?

ESK
Josu BALMASEDA

1 Lo peor de esta refor­ma es que nos qui­ta dere­chos y herra­mien­tas para defen­der­nos y da más poder a las empre­sas para explo­tar­nos. Esto lo hace aba­ra­tan­do y faci­li­tan­do el des­pi­do ‑para quie­nes tie­nen en la actua­li­dad el con­tra­to «fijo», a tra­vés del des­pi­do obje­ti­vo; para el res­to, gene­ra­li­zan­do el con­tra­to de fomen­to con menos dere­chos y en todos los casos sub­ven­cio­nan­do el des­pi­do-; faci­li­tan­do la fle­xi­bi­li­dad labo­ral al gus­to del empre­sa­rio; des­va­lo­ri­zan­do la nego­cia­ción colec­ti­va; per­mi­tien­do que haya empre­sas que ganen dine­ro por hacer lo que debe­rían hacer el Inem o Lan­bi­de; qui­tan­do tra­bas al uso de las ETT; y sub­ven­cio­nan­do los con­tra­tos más pre­ca­rios para la juventud.

Con esta refor­ma, como en las ante­rio­res, nos dicen que el obje­ti­vo es aca­bar con la pre­ca­rie­dad y con la dua­li­dad con­trac­tual, entre un sec­tor con dere­chos fren­te a otro sin dere­chos y, si no lo evi­ta­mos con movi­li­za­cio­nes como la del pró­xi­mo día 29, lo van a con­se­guir: aca­ba­re­mos tenien­do un con­tra­to pre­ca­rio y con unas peo­res con­di­cio­nes labo­ra­les peno­sas todos, eso sí, sin dua­li­dad contractual.

2 Por un lado hay que recor­dar lo que ya decía­mos ante la huel­ga gene­ral del pasa­do 21 de mayo: o nos movi­li­za­mos o, ade­más de pagar la cri­sis con los des­pi­dos, etc., vere­mos recor­ta­dos nues­tros dere­chos labo­ra­les y socia­les. Esto está sien­do así a lo lar­go de toda la cri­sis. Mien­tras a la ban­ca se la hin­cha con dine­ro públi­co, los ban­cos man­dan desahu­ciar a quien no tie­ne para pagar el cré­di­to o, mien­tras se aprue­ban refor­mas labo­ra­les que favo­re­cen exclu­si­va­men­te a la patro­nal, el empre­sa­ria­do se olvi­da de los mul­ti­mi­llo­na­rios bene­fi­cios obte­ni­dos en los ante­rio­res años y se dedi­ca a des­pe­dir a miles y miles de per­so­nas. Esto es un pro­ble­ma de corre­la­ción de fuer­zas y por lo menos tene­mos que poner la mis­ma fuer­za en la calle que ponen des­de sus cómo­dos des­pa­chos los Botín, la CEOE, el Ban­co Mun­dial, el FMI y com­pa­ñía. Los pode­res eco­nó­mi­cos han juga­do sus bazas y el poder polí­ti­co, que sólo les escu­cha a ellos [a los pode­ro­sos], ha cedi­do a su favor de for­ma des­ca­ra­da y lo han hecho con toda la faci­li­dad del mun­do; esto es, con el acom­pa­ña­mien­to de UGT y de CCOO.

El Gobierno espa­ñol es el que fir­ma el decre­to y es res­pon­sa­ble direc­to de esta refor­ma, así como de las medi­das anti­so­cia­les con­tra el défi­cit apro­ba­das el mes pasa­do, aca­ta­das por los gobier­nos vas­co y nava­rro, pero no cabe duda que la acti­tud de no con­fron­ta­ción man­te­ni­da por CCOO y UGT, de secre­tis­mo en las nego­cia­cio­nes, de no con­tar con los tra­ba­ja­do­res, han favo­re­ci­do y mucho que este­mos en la situa­ción que estamos.

3 Que luche­mos. Que luche­mos por nues­tros dere­chos y los de nues­tros com­pa­ñe­ros. Nadie nos va a rega­lar nada. Los dere­chos que nos han qui­ta­do con esta refor­ma labo­ral, y que pue­den ser más en el trá­mi­te par­la­men­ta­rio, debe­mos de recu­pe­rar­los como los con­se­gui­mos, luchan­do, por­que sólo habrá posi­bi­li­da­des de recu­pe­rar­los si todos los tra­ba­ja­do­res sali­mos a la calle el pró­xi­mo 29 de junio a gri­tar: ¡No a la refor­ma labo­ral, que la cri­sis la pague quien la ha creado!

STEE-EILAS
Belén ARRONDO

1 Supo­ne un gra­ve retro­ce­so de los dere­chos labo­ra­les de los tra­ba­ja­do­res y tra­ba­ja­do­ras. Entre otras cues­tio­nes: aba­ra­ta y faci­li­ta el des­pi­do, trans­for­man­do lo que has­ta aho­ra eran des­pi­dos impro­ce­den­tes en pro­ce­den­tes, y dis­mi­nu­yen­do las indem­ni­za­cio­nes. Ade­más supo­ne un ata­que a la nego­cia­ción colec­ti­va, abrien­do aún más la posi­bi­li­dad de que no se cum­plan los con­ve­nios en mate­ria sala­rial, pudien­do modi­fi­car los hora­rios de tra­ba­jo y faci­li­tan­do a las patro­na­les rea­li­zar cam­bios impor­tan­tes en las con­di­cio­nes de tra­ba­jo. Dicen que con esta refor­ma labo­ral pre­ten­den redu­cir la con­tra­ta­ción tem­po­ral y favo­re­cer la con­tra­ta­ción inde­fi­ni­da mejo­ran­do la cali­dad de empleo de las per­so­nas jóve­nes, pero entre las medi­das adop­ta­das no hay ni una sola que supon­ga una mejo­ra; y lo que es más gra­ve toda­vía, no se con­tem­pla medi­da algu­na para hacer fren­te al frau­de en la con­tra­ta­ción temporal.

2 La pri­ma­cía de la espe­cu­la­ción; la ace­le­ra­ción de los pro­ce­sos de con­cen­tra­ción de capi­ta­les; la des­lo­ca­li­za­ción de empre- sas bus­can­do mano de obra bara­ta, ven­ta­jas fis­ca­les que garan­ti­zan la obten­ción de más bene­fi­cio; y la des­re­gu­la­ción de todo aque­llo que supon­ga tra­bas a la libre cir­cu­la­ción de capi­ta­les han sido, entre otros, fac­to­res que nos ha lle­va­do a esta situa­ción. En cual­quier caso, no somos los tra­ba­ja­do­res y tra­ba­ja­do­ras los que hemos pro­vo­ca­do esta cri­sis y por eso lle­va­mos meses dicien­do que son nece­sa­rias otras polí­ti­cas eco­nó­mi­cas para hacer fren­te a la cri­sis. Pero los Gobier­nos de la CAV y de Nava­rra siguen hacien­do oídos sor­dos a estas pro­pues­tas y aca­tan fiel­men­te lo que vie­ne de Madrid.

3 En pri­mer lugar, es nece­sa­rio que los tra­ba­ja­do­res y tra­ba­ja­do­ras conoz­ca­mos los con­te­ni­dos de la Refor­ma Labo­ral impues­ta por decre­to y que sea­mos cons­cien­tes de la gra­ve­dad de las medi­das que se toman. Dere­chos que se han con­se­gui­do a lo lar­go de los años con pelea se están per­dien­do y es nece­sa­rio movilizarse.

Movi­li­zar­se para decir alto y cla­ro que no esta­mos dis­pues­tos a acep­tar estas medi­das ni esta polí­ti­ca eco­nó­mi­ca que está al ser­vi­cio de los gran­des capi­ta­les. Deci­mos no a esta refor­ma labo­ral. La mayo­ría sin­di­cal lle­va­mos más de un año movi­li­zán­do­nos y segui­mos pen­san­do que no hay otro camino para con­se­guir parar los atro­pe­llos que estos gobier­nos, siguien­do los dic­ta­dos del poder eco­nó­mi­co, están lle­van­do a cabo.

EHNE
Ainhoa ITURBE

1 Más allá de las medi­das con­cre­tas, lo peor de la refor­ma de Zapa­te­ro es la direc­ción en la que está rea­li­za­da. En poco más de dos años se ha pasa­do de un ini­cial dis­cur­so de «tene­mos que repen­sar el capi­ta­lis­mo, refun­dar el mode­lo eco­nó­mi­co» a un «tene­mos que sal­var­nos los capi­ta­lis­tas a cos­ta de quien sea». Y ese «quien sea» son los tra­ba­ja­do­res. Las decla­ra­cio­nes a favor de esta refor­ma han veni­do por la par­te del empre­sa­ria­do, los ban­cos, el FMI, el capi­tal, los bene­fi­cia­rios de la mis­ma. Se pone todo el peso sobre las tra­ba­ja­do­ras a base de dar faci­li­da­des a los empre­sa­rios. No es cues­tión de cuán­tos días de indem­ni­za­ción por des­pi­do impro­ce­den­te, es que van camino de la des­apa­ri­ción de ese des­pi­do. No es cues­tión de des­pe­dir por­que la empre­sa atra­vie­se un mal momen­to, es cues­tión de cómo va la eco­no­mía de ese empre­sa­rio, que aún des­pi­dien­do tra­ba­ja­do­res aumen­ta su capi­tal. Es cues­tión de bene­fi­ciar mucho a unos pocos, a cos­ta de muchos trabajadores.

2 Lle­va­mos años de recor­tes en la lla­ma­da socie­dad del bien­es­tar, una socie­dad que que­rían repre­sen­tar como fru­to de la evo­lu­ción, de la refle­xión, de… cual­quier cosa menos de logros obte­ni­dos por los tra­ba­ja­do­res y

tra­ba­ja­do­ras luchan­do con­tra el sis­te­ma capi­ta­lis­ta y sus vale­do­res. Con la excu­sa de la cri­sis que han pro­vo­ca­do y nos hacen sufrir, el recor­te de dere­chos socia­les ha ido en pro­gre­sión. Ya el año pasa­do hici­mos un lla­ma­mien­to a la huel­ga gene­ral en Hego Eus­kal Herria para res­pon­der al mode­lo socio­eco­nó­mi­co actual y exi­gir otra for­ma de rela­ción entre las per­so­nas y los pue­blos. En un momen­to en que los base­rri­ta­rras, arran­tza­les y los peque­ños autó­no­mos esta­mos des­apa­re­cien­do bajo el peso de la tras­na­cio­na­les (sean de la agro­ali­men­ta­ción o de la logís­ti­ca), en que los dere­chos de la cla­se tra­ba­ja­do­ra corren ries­go de ser mer­ma­dos con­si­de­ra­ble­men­te, hemos vis­to inapla­za­ble el dar una res­pues­ta y vol­ver a decir que que­re­mos otro mode­lo de socie­dad y que ade­más que­re­mos deci­dir­lo aquí, en Eus­kal Herria, no en Madrid, Bru­se­las o Washington.

3 Pido que demos una res­pues­ta uni­ta­ria a este nue­vo ata­que del capi­ta­lis­mo, pero sobre todo pido que sir­va para que sea una toma de con­cien­cia como cla­se tra­ba­ja­do­ra. Des­pués de años del «fin de la his­to­ria», del «ya no exis­ten tra­ba­ja­do­res», nos demos cuen­ta de que la his­to­ria no se ter­mi­nó y que la mayor par­te de la socie­dad sigue per­te­ne­cien­do a la cla­se tra­ba­ja­do­ra. Una cla­se que, en todas las oca­sio­nes en que ha logra­do avan­ces socia­les, ha sido a base de lucha, de res­pues­tas, pero de un modo orga­ni­za­do, pen­san­do de mane­ra a veces más con­cre­ta, a veces menos con­cre­ta en el mode­lo de socie­dad que se que­ría cons­truir. Que no nos deje­mos enga­ñar por el dis­cur­so de que entre todos y todas debe­mos hacer esfuer­zos para man­te­ner el sis­te­ma capitalista.

HIRU
Estitxu UGARTE

1 Se pre­ten­de refor­mar un mer­ca­do labo­ral pre­ca­ri­zan­do aún más las con­di­cio­nes de tra­ba­jo de los asa­la­ria­dos y con­vir­tién­do­los en semi-escla­vos. Lo peor es que se inten­ta impo­ner la máxi­ma de que para salir de esta cri­sis los úni­cos que tie­nen que dejar­se pelos en la gate­ra son pre­ci­sa­men­te las víc­ti­mas de la cri­sis, mien­tras que los cul­pa­bles, el gran capi­tal y el poder finan­cie­ro, salen de rosi­tas. Ade­más, la refor­ma del mer­ca­do labo­ral no va a solu­cio­nar abso­lu­ta­men­te nin­gún pro­ble­ma, y va a gene­rar mucho paro, mucha pobre­za y mucha más des­igual­dad. Quie­nes pro­vo­ca­ron la cri­sis son pre­ci­sa­men­te los que han pues­to esta refor­ma labo­ral sobre la mesa, y son los que van a seguir lucrán­do­se a cos­ta de los y las tra­ba­ja­do­ras has­ta que otras bur­bu­jas vuel­van a esta­llar. Los mis­mos que nos roba­ron la car­te­ra aho­ra vie­nen a robar­nos el futu­ro, y el Gobierno espa­ñol les ha dado vía libre.

2 Lle­ga­mos a esta situa­ción por­que la cla­se polí­ti­ca espa­ño­la y gran par­te de la vas­ca han deja­do de lado a los tra­ba­ja­do­res, y se han pues­to a las órde­nes de los pode­res eco­nó­mi­cos y finan­cie­ros, cuyas exi­gen­cias atien­den pun­to por pun­to. La úni­ca sali­da a esta cri­sis en cla­ve de defen­sa de los dere­chos de las cla­se tra­ba­ja­do­ra y de las cla­ses popu­la­res era un cam­bio en el mode­lo eco­nó­mi­co y social, basa­do en el decá­lo­go de medi­das urgen­tes que pre­sen­tó la mayo­ría sin­di­cal vas­ca y que reci­bió el apo­yo de más de 132.000 per­so­nas. El Gobierno Vas­co y el Gobierno de Nava­rra die­ron la espal­da a estas pro­pues­tas, y la con­se­cuen­cia de esta deci­sión son los recor­tes que aho­ra se anuncian.

3 Des­de Hiru hace­mos una peti­ción expre­sa a todos los trans­por­tis­tas autó­no­mos que viven y tra­ba­jan en este país para que se sumen a la huel­ga gene­ral del 29 de junio. En pri­mer lugar, por soli­da­ri­dad. Si bien es cier­to que la refor­ma del mer­ca­do labo­ral no va a afec­tar de for­ma direc­ta al trans­por­tis­ta autó­no­mo, tene­mos que ser cons­cien­tes de que de esta cri­sis o sali­mos todos jun­tos, autó­no­mos y asa­la­ria­dos, o no va a salir nadie, y si no somos capa­ces de poner freno a este ata­que a los dere­chos de los y las tra­ba­ja­do­res, van a venir más recor­tes. En segun­do lugar, por­que tene­mos una opor­tu­ni­dad de oro para denun­ciar la gra­ve situa­ción de nues­tro sec­tor, la recon­ver­sión sal­va­je en la que está inmer­so y que tie­ne como obje­ti­vo expul­sar del mer­ca­do al trans­por­tis­ta autó­no­mo y sus­ti­tuir­lo por mul­ti­na­cio­na­les, comi­sio­nis­tas y gran­des ope­ra­do­res. El sec­tor del trans­por­te de mer­can­cías por carre­te­ra en Hego Eus­kal Herria está al bor­de de la des­apa­ri­ción y la huel­ga gene­ral es un ins­tru­men­to para defen­der nues­tro futu­ro fren­te a los espe­cu­la­do­res y de polí­ti­cos preo­cu­pa­dos úni­ca­men­te por garan­ti­zar un trans­por­te bara­to, a cos­ta de lo que sea.

Gara

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.