Acuer­do estra­té­gi­co y rit­mos- Ezker Abertzalea

Han pasa­do esca­sa­men­te 24 horas des­de la rúbri­ca de un acuer­do his­tó­ri­co. La noti­cia es por­ta­da en la mayo­ría de medios de comu­ni­ca­ción. Algu­nos medios nava­rros mues­tran inte­rés en hacer hin­ca­pié en una par­te del acuer­do. Expre­sa­men­te resal­tan un apar­ta­do: “el acuer­do es de ámbi­to nacio­nal, pero se desa­rro­lla­rá sien­do cons­cien­tes de los dis­tin­tos rit­mos en los dife­ren­tes terri­to­rios y mar­cos de deci­sión, con res­pe­to a la diversidad”.

Evi­den­te­men­te la línea edi­to­rial pro­yec­ta un aná­li­sis de los rit­mos intere­sa­do. Y en la tóni­ca habi­tual (vér­ti­gos, futu­ro de NaBai, situa­ción socio­po­lí­ti­ca, for­ta­le­za de otros agen­tes…) el fur­gón de cola vuel­ve a ser Nafarroa.

Para nosotros/​as la dimen­sión y cala­do del acuer­do no sólo per­mi­te sino que acon­se­ja una varia­ción de los rit­mos que his­tó­ri­ca­men­te se han uti­li­za­do en el país. Los/​las inde­pen­den­tis­tas en Nafa­rroa pode­mos con­fi­gu­rar la avan­za­di­lla de todo el pro­ce­so. Si la arti­cu­la­ción de todo el espa­cio inde­pen­den­tis­ta de izquier­das se rea­li­za con con­ven­ci­mien­to y altu­ra de miras, Nafa­rroa pue­de y debe ser la loco­mo­to­ra del pro­ce­so polí­ti­co en ciernes.

La izquier­da aber­tza­le visua­li­za un esce­na­rio no muy lejano en que el cam­bio de la corre­la­ción de fuer­zas va a supo­ner un hito en la his­to­ria recien­te de Eus­kal Herria. Y para ello, un desa­rro­llo inclu­yen­te e inte­gra­dor de la línea polí­ti­ca de todas y cada una de las sen­si­bi­li­da­des de izquier­das y aber­tza­les nava­rras per­mi­ti­rá avan­ces considerables.

Por todo ello la izquier­da aber­tza­le reite­ra su fir­me volun­tad de arti­cu­lar todo el espa­cio de izquier­das y aber­tza­le de Nafa­rroa. Esa es la garan­tía para el cam­bio polí­ti­co y social. Nos per­mi­ti­rá que los bio­rrit­mos del avan­ce del pro­ce­so demo­crá­ti­co estén suje­tos a las nece­si­da­des de Nafa­rroa. Y quién sabe, si exis­te volun­tad por par­te de otros agen­tes y los acuer­dos lo per­mi­ten, el espa­cio aber­tza­le y de izquier­das podría ser pri­me­ra fuer­za polí­ti­ca del herrial­de por pri­me­ra vez en la his­to­ria reciente.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.