Adie­ra­zi EH! saca­rá a la calle la apues­ta por todos los dere­chos – Gara

El Pala­cio Eus­kal­du­na aco­gió el 30 de enero la pre­sen­ta­ción solem­ne ante la socie­dad vas­ca de la ini­cia­ti­va popu­lar Adie­ra­zi EH! por los dere­chos civi­les y polí­ti­cos. Des­de enton­ces, quie­nes la impul­sa­ron y aque­llos que más tar­de con­flu­ye­ron en ella han ido tra­ba­jan­do en la gene­ra­ción de acuer­dos, con la ener­gía que les da su cons­ta­ta­ción de la nece­si­dad y el deseo colec­ti­vo de supe­rar el actual esce­na­rio de con­flic­to en el país.

Ayer, de nue­vo en Bil­bo, una mues­tra sig­ni­fi­ca­ti­va de per­so­nas de diver­sas pro­ce­den­cias y creen­cias se vol­vió a reu­nir para pre­sen­tar un acuer­do de con­te­ni­dos, don­de con­cre­tan los dere­chos huma­nos, civi­les y polí­ti­cos por cuya mate­ria­li­za­ción tra­ba­jan. Ade­más, avan­za­ron una diná­mi­ca de movi­li­za­ción popu­lar que con­flui­rá en una gran mani­fes­ta­ción en las calles de la mis­ma capi­tal viz­cai­na el 11 de setiembre.

La pro­fe­so­ra de la UPV-EHU Yolan­da Jube­to y el abo­ga­do Txe­ma Azkue­na­ga fue­ron los encar­ga­dos de dar a cono­cer­la, arro­pa­dos en el salón de actos del Cole­gio de Abo­ga­dos de Biz­kaia de una amplia repre­sen­ta­ción de agen­tes polí­ti­cos, sin­di­ca­les y socia­les. Azkue­na­ga inci­dió en la impor­tan­cia de lo que se iba a mani­fes­tar allí: «Hoy, des­pués de meses de tra­ba­jo con esa orien­ta­ción, gene­ran­do acuer­dos, agru­pan­do, defi­nien­do con­jun­ta­men­te los con­te­ni­dos, veni­mos a pre­sen­tar un ins­tru­men­to efi­caz para con­se­guir ese nue­vo escenario».

«Posi­bi­li­da­des de cambio»

Jube­to abun­dó en ello, al sub­ra­yar que «hay impor­tan­tes posi­bi­li­da­des de cam­bio, por­que tan­to en Eus­kal Herria como en el mar­co inter­na­cio­nal se han pre­sen­ta­do ini­cia­ti­vas que nos sitúan en las puer­tas de una situa­ción ple­na­men­te demo­crá­ti­ca». Para sumar­se a los pro­nun­cia­mien­tos, por ejem­plo, de Altsa­su, Iru­ñea y Bru­se­las, Adie­ra­zi EH! apor­ta su gra­ni­to de are­na pro­fun­di­zan­do en la defi­ni­ción de los dere­chos básicos.

Así, se pro­cla­ma la nece­si­dad de depo­si­tar en manos de la ciu­da­da­nía vas­ca la orga­ni­za­ción demo­crá­ti­ca de la con­vi­ven­cia, en base a los prin­ci­pios esta­ble­ci­dos en la legis­la­ción inter­na­cio­nal sobre dere­chos huma­nos y par­ti­cu­lar­men­te en los prin­ci­pios de la Decla­ra­ción Uni­ver­sal, de los Tra­ta­dos Inter­na­cio­na­les sobre Dere­chos Civi­les y Polí­ti­cos y sobre Dere­chos Eco­nó­mi­cos, Socia­les y Cul­tu­ra­les y en toda la nor­ma­ti­va desa­rro­lla­da has­ta hoy por la ONU.

La pro­fe­so­ra uni­ver­si­ta­ria citó que para avan­zar hacia el tan ansia­do nue­vo esce­na­rio ellos con­tem­plan, al igual que estos tra­ta­dos inter­na­cio­na­les antes cita­dos, «el dere­cho a la vida, a la inte­gri­dad físi­ca y moral, a no ser some­ti­do a tor­tu­ra o penas crue­les, inhu­ma­nas o degra­dan­tes, a no pade­cer inco­mu­ni­ca­ción, y los dere­chos bási­cos para orga­ni­zar la vida en Eus­kal Herria en demo­cra­cia y libertad».

Con estas fra­ses se con­cre­tó aún más la decla­ra­ción del Eus­kal­du­na del 30 de enero, en la que esta red ciu­da­da­na plan­teó que «el ejer­ci­cio libre de todos los dere­chos civi­les y polí­ti­cos sea la vía, la úni­ca vía, sin accio­nes ni situa­cio­nes de excep­ción, para dar la pala­bra a la ciu­da­da­nía vas­ca y actuar con­for­me a su deci­sión demo­crá­ti­ca­men­te expresada».

Des­de enton­ces, Adie­ra­zi EH! ha adver­ti­do de que «las vul­ne­ra­cio­nes de dere­chos tan­to per­so­na­les como colec­ti­vos se vie­nen repi­tien­do con alar­man­te gra­ve­dad por par­te de los pode­res del Esta­do». Por ello, rei­vin­di­can con urgen­cia «liber­tad de opi­nión, expre­sión, de aso­cia­ción y par­ti­ci­pa­ción polí­ti­ca y de mani­fes­ta­ción; dere­cho a la inti­mi­dad y pri­va­ci­dad, a la jus­ti­cia, al sufra­gio acti­vo y pasi­vo, así como a una repa­ra­ción y res­ti­tu­ción democrática».

«Abso­lu­ta determinación»

«El esta­ble­ci­mien­to de un sis­te­ma de liber­ta­des públi­cas, abso­lu­ta­men­te inapre­cia­ble hoy en día, y la res­ti­tu­ción del ejer­ci­cio de los dere­chos civi­les y polí­ti­cos son ele­men­ta­les, son prio­ri­da­des» que rei­vin­di­can con «abso­lu­ta deter­mi­na­ción». Al igual que esta ini­cia­ti­va es «el ins­tru­men­to para este cam­bio de situa­ción urgen­te, nece­sa­rio, impres­cin­di­ble e inaplazable».

Su lla­ma­mien­to a orga­ni­zar y par­ti­ci­par de esa red por los dere­chos civi­les y polí­ti­cos, a hacer­lo pue­blo a pue­blo y sec­tor a sec­tor, has­ta abar­car el con­jun­to de Eus­kal Herria, fija ya un hito: el 11 de setiem­bre, en las calles de Bil­bo. Dos meses des­pués del pro­nun­cia­mien­to de ayer, tiem­po en el que aguar­dan que sumen y gene­ren impli­ca­cio­nes y adhe­sio­nes, lle­ga­rá la mar­cha, de la que Txe­ma Azkue­na­ga dijo que debe cons­ti­tuir­se en «la puer­ta de entra­da» a un esce­na­rio en el que el país se orga­ni­ce en pará­me­tros de demo­cra­cia y libertad.

«Lla­ma­mos a actuar con urgen­cia, de inme­dia­to y con deter­mi­na­ción, para crear, impul­sar y ase­gu­rar en toda Eus­kal Herria una nue­va situa­ción en la que las ideas y opi­nio­nes se expre­sen libres en la pla­za públi­ca, sin per­se­cu­ción, prohi­bi­ción, jui­cio ni con­de­na algu­na, y sean la base de la orga­ni­za­ción demo­crá­ti­ca de nues­tro pue­blo en todos los ámbi­tos», decla­ran des­de esta ini­cia­ti­va abier­ta y plural.

Jube­to aña­dió que «el obje­ti­vo cla­ro, mani­fies­to y com­par­ti­do es el de lle­gar de inme­dia­to a una situa­ción de supera­ción de todo tipo de vio­len­cia, una situa­ción de ple­na demo­cra­cia en que se res­pe­ten todos los dere­chos de todas las per­so­nas sin accio­nes ni situa­cio­nes de excep­ción». El letra­do que le acom­pa­ña­ba en las tareas de por­ta­vo­cía remar­có acto segui­do que el ins­tru­men­to que ayer daban a cono­cer a la socie­dad vas­ca «aspi­ra a cons­truir una red ciu­da­da­na orga­ni­za­da pue­blo a pue­blo, para movi­li­zar y actuar de mane­ra posi­ti­va y efec­ti­va, en sen­ti­do mul­ti­di­rec­cio­nal y ante todos los agen­tes impli­ca­dos en la actual situa­ción, para evi­tar y dete­ner ya, de inme­dia­to, cual­quier nue­va vul­ne­ra­ción de derechos».

Asi­mis­mo, los com­pa­re­cien­tes seña­la­ron que irán dan­do pasos ante «desa­fíos anun­cia­dos como el pro­ce­so a jóve­nes inde­pen­den­tis­tas de Donos­tial­dea, a Udal­bil­tza y muchos otros, para fre­nar todas las ame­na­zas y esta­ble­cer cuan­to antes todas las garan­tías para un esce­na­rio en paz, demo­cra­cia y liber­tad en Eus­kal Herria».

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.