Basa­goi­ti gana ima­gen de cen­tra­li­dad tras los reca­dos y ofer­tas del PNV – Iña­ki Iriondo

Des­pués de la reu­nión de ayer entre los pre­si­den­tes del PP de la CAV y el del EBB, Anto­nio Basa­goi­ti ha pasa­do a ser la per­so­na a la que Iñi­go Urku­llu tras­la­da sus que­jas sobre la for­ma de actuar del lehen­da­ka­ri por ser su socio pre­fe­ren­te y el líder polí­ti­co que apa­re­ce casi como media­dor entre el PNV y el Gobierno de Lakua, al tiem­po que deja abier­ta la puer­ta a cola­bo­rar con los jel­tza­les en mate­ria eco­nó­mi­ca y fis­cal, siem­pre sin trai­cio­nar al Eje­cu­ti­vo autonómico.

Vis­ta la ima­gen resul­tan­te de la reu­nión de ayer entre Anto­nio Basa­goi­ti e Iñi­go Urku­llu, se entien­de la per­sis­ten­cia con la que el líder del PP de la CAV ha bus­ca­do esa foto has­ta final­men­te con­se­guir­la casi dos meses des­pués de anun­ciar­la. Pese a que el PP arras­tra en los últi­mos años una línea des­cen­den­te en su núme­ro de esca­ños en el Par­la­men­to de Gas­teiz (19 en 2001, 15 en 2005 y 13 en 2009 con la izquier­da aber­tza­le ile­ga­li­za­da), su peso espe­cí­fi­co ha gana­do muchos pun­tos. Des­de hace un año tenía el mar­cha­mo de «socio pre­fe­ren­te» del PSE en el Gobierno. Ayer con­si­guió el reco­no­ci­mien­to públi­co del PNV como inter­me­dia­rio váli­do con Patxi López y como par­ti­do con el que es «intere­san­te tra­ba­jar» en mate­rias como «las polí­ti­cas públi­cas, las polí­ti­cas fis­ca­les y las sociales».

Iñi­go Urku­llu lle­gó a la sede del PP en Bil­bo poco antes de las 9.30 de la maña­na, acom­pa­ña­do del pre­si­den­te del BBB, Ando­ni Ortu­zar. Les reci­bie­ron Anto­nio Basa­goi­ti y el pre­si­den­te del PP de Biz­kaia, Anton Dam­bo­re­nea. Para la foto del encuen­tro tan sólo posa­ron los máxi­mos diri­gen­tes de cada partido.

Inter­me­dia­rio

Según se reco­gía en la pági­na web del PNV, el líder jel­tza­le tras­la­dó a Anto­nio Basa­goi­ti, como «socio pre­fe­ren­te» del Gobierno de Patxi López, que «no es de reci­bo» que el PNV se ente­re «de las pre­ten­sio­nes» del lehen­da­ka­ri de apli­car medi­das de ajus­te, con el apo­yo de los «popu­la­res», a tra­vés de los medios de comu­ni­ca­ción, «sin una res­pues­ta al entra­ma­do ins­ti­tu­cio­nal» como son las dipu­tacio­nes o ayuntamientos.

Basa­goi­ti seña­ló que desea «escu­char a la otra par­te» y mani­fes­tó que «no es cues­tión de dimes y dire­tes, sino de poner­se manos a la obra y tra­ba­jar». En ese sen­ti­do, insis­tió en la impor­tan­cia de «con­tar» con la for­ma­ción jel­tza­le, tenien­do en cuen­ta que gobier­na en las tres dipu­tacio­nes y en «muchos ayun­ta­mien­tos» vas­cos. Ade­más, asu­mien­do su papel, empla­zó al Gobierno de Lakua a rea­li­zar «mayo­res esfuer­zos por el con­sen­so con las dipu­tacio­nes» y al PNV, a «hacer todo lo posi­ble por ten­der la mano al Gobierno» del PSE.

Ofer­ta de tra­ba­jo conjunto

A la sali­da del encuen­tro, Urku­llu seña­ló que «nos hemos ofre­ci­do al PP para tra­ba­jar» sobre las polí­ti­cas públi­cas, las polí­ti­cas fis­ca­les y las socia­les «de cara a pre­sen­tar ini­cia­ti­vas en el con­jun­to de las admi­nis­tra­cio­nes». A jui­cio de Basa­goi­ti, «es bueno que el PNV opte por una línea de polí­ti­ca de mode­ra­ción, de poder enten­der­se con otras for­ma­cio­nes políticas».

Jun­to a cues­tio­nes eco­nó­mi­cas, según apun­tó Basa­goi­ti, en la reu­nión tam­bién abor­da­ron asun­tos que «tie­nen que ver con ETA» y que el pre­si­den­te del PP de la CAV elu­dió comen­tar en público.

fuen­te: Gara

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.