Se con­fir­ma que el acuer­do de la Mesa Gene­ral de la CAV fue pre­ci­pi­ta­do, insu­fi­cien­te y hecho para ser incum­pli­do – LAB

Ante la situa­ción del acuer­do de mesa gene­ral, des­de LAB que­re­mos denun­ciar la acti­tud del gobierno de Gas­teiz que está redu­cien­do los ser­vi­cios públi­cos, pri­va­ti­zan­do nue­vos ser­vi­cios, aumen­tan­do las car­gas de tra­ba­jo de las plan­ti­llas, no cubrien­do las pla­zas necesarias…

LAB no fir­mó el acuer­do, ya enton­ces lo decía­mos: ese acuer­do no ser­vía para hacer una ver­da­de­ra apues­ta por un desa­rro­llo de los ser­vi­cios públi­cos, y ni siquie­ra supo­nía un cam­bio de estra­te­gia res­pec­to a las polí­ti­cas de pri­va­ti­za­ción y des­man­te­la­mien­to del sec­tor público.

Para LAB era con­di­ción sine qua non que se crea­ran nue­vos pues­tos de tra­ba­jo para redu­cir car­gas y rit­mos de tra­ba­jo en sec­to­res sobre­car­ga­dos y para aten­der ser­vi­cios hoy por hoy inexis­ten­tes. Decía­mos enton­ces y lo repe­ti­mos aho­ra: lo que fir­ma­ron fue la con­so­li­da­ción del empleo exis­ten­te, nada más, y aho­ra ni siquie­ra esto lo van a cum­plir. Era impo­si­ble crear empleo (como ven­die­ron los fir­man­tes) sin la asig­na­ción de la corres­pon­dien­te par­ti­da pre­su­pues­ta­ria. Esto supu­so fir­mar un papel en blan­co a la administración.

Decía­mos enton­ces que reco­ger en mate­ria de eus­kal­du­ni­za­ción decla­ra­cio­nes como «se res­pe­ta­rá la Ley de Nor­ma­li­za­ción del Uso del Eus­ke­ra» o «se esta­rá a lo ya esta­ble­ci­do en cada uno de los ámbi­tos sec­to­ria­les» no supo­nía nin­gún avan­ce en mate­ria de nor­ma­li­za­ción del eus­ke­ra, ni garan­tía algu­na para fre­nar los ata­ques que se pudie­ran pro­du­cir por par­te del gobierno, y que ya enton­ces se esta­ban anunciando.

Con res­pec­to a lo reco­gi­do en mate­ria de pri­va­ti­za­ción tam­bién lo adver­ti­mos, este acuer­do era un cola­de­ro, y en abso­lu­to supo­nía un pun­to de infle­xión para cons­truir un mode­lo de ser­vi­cios públi­cos fuer­te, se per­mi­tía con­ti­nuar con la pri­va­ti­za­ción de ser­vi­cios ya que al decir «que se aten­de­rá pre­fe­ren­te­men­te con medios pro­pios los ser­vi­cios» se está dejan­do en manos de la admi­nis­tra­ción la deci­sión de pri­va­ti­zar, y es más este acuer­do asu­mía y per­mi­tía con­ti­nuar con la pri­va­ti­za­ción de lo ya exter­na­li­za­do como si se die­ra por bueno lo des­man­te­la­do has­ta aho­ra, y con esos mim­bres – ya lo decía­mos – es impo­si­ble hablar ni tan siquie­ra de recu­pe­rar lo ya per­di­do. Para LAB esto era a todas luces insu­fi­cien­te, cree­mos no sólo que haya que recu­pe­rar lo ya per­di­do sino que se tor­na cada vez más nece­sa­rio apos­tar por desa­rro­llar los ser­vi­cios públicos.

En defi­ni­ti­va, fue un acuer­do pre­ci­pi­ta­do, insu­fi­cien­te, sin garan­tías y hecho para ser incum­pli­do, la denun­cia aho­ra rea­li­za­da tam­bién por ELA así lo corro­bo­ra. Espe­ra­mos que ten­ga con­ti­nui­dad, nun­ca es tar­de para impul­sar una acción sin­di­cal poten­te en defen­sa del desa­rro­llo de los ser­vi­cios públi­cos de cali­dad y la crea­ción del empleo público.

Eus­kal Herria, 5 de mayo de 2010

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.