Movi­mien­tos de muje­res de Vene­zue­la con­si­de­ra ana­cró­ni­co el códi­go penal por Agen­cia Boli­va­ria­na de Noti­cias

El movi­mien­to de muje­res de Vene­zue­la guber­na­men­ta­les y no guber­na­men­ta­les con­si­de­ran nece­sa­rio la crea­ción de un nue­vo códi­go penal, debi­do a que es un ins­tru­men­to jurí­di­co con­tra­rio a los prin­ci­pios fun­da­men­ta­les en mate­ria de dere­chos huma­nos con­te­ni­dos en la Cons­ti­tu­ción, apro­ba­da en 1999.

En este sen­ti­do, la vice­mi­nis­tra para la Trans­ver­sa­li­dad de Polí­ti­ca de Géne­ro del minis­te­rio del Poder Popu­lar para la Mujer (Min­mu­jer), Eli­da Apon­te, indi­có que el movi­mien­to de muje­res pro­po­nen un nue­vo códi­go penal, “que per­mi­ta que des­apa­rez­can del vie­jo códi­go penal algu­nas nocio­nes abso­lu­ta­men­te patriar­ca­les como aque­lla que refie­re el buen orden de la fami­lia, por­que de acuer­do con la cons­ti­tu­ción esta se orien­ta al con­cep­to de fami­lias”.

Asi­mis­mo, seña­ló que es nece­sa­rio poner de mani­fies­to un nue­vo códi­go penal “que no cree un cas­ti­go para los hom­bres y un doble y tri­ple cas­ti­go para las muje­res”.

Por su par­te, la repre­sen­tan­te del Cen­tro de Estu­dios de la Mujer de la Uni­ver­si­dad Cen­tral de Vene­zue­la (CEM-UCV), Alba Caro­sio, dijo que la revi­sión del códi­go penal vene­zo­lano for­ma par­te de los retos que debe supe­rar la mujer para alcan­zar la equi­dad e igual­dad de géne­ro, “por­que exis­ten algu­nas dis­cri­mi­na­cio­nes con­tra las muje­res, que en algu­nos casos per­sis­ten en este ins­tru­men­to jurí­di­co”.

“La pro­pues­ta sería por un cam­bio radi­cal del códi­go penal, debi­do a que exis­ten algu­nos temas total­men­te ana­cró­ni­cos en un país en tran­si­ción al socia­lis­mo como que toda­vía este pena­li­za­do el adul­te­rio y la inte­rrup­ción del emba­ra­zo, por­que las muje­res tene­mos dere­cho a la auto­no­mía de nues­tro cuer­po y tene­mos dere­chos a los avan­ces de la cien­cia, enton­ces el tema de la mater­ni­dad volun­ta­ria es muy impor­tan­te. Noso­tras no pode­mos retro­ce­der al siglo XXIII, cuan­do se jus­ti­fi­ca­ban las dis­cri­mi­na­cio­nes por cier­to des­co­no­ci­mien­to”, enfa­ti­zó.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *