Detrás de la ven­ta de escá­ne­res el Gobierno de Bush y la CIA

El asun­to de los nue­vos escá­ne­res no sólo está gene­ran­do un deba­te res­pec­to a los ries­gos para la salud y la pri­va­ci­dad de la ciu­da­da­nía. Como suce­die­ra con Donald Rums­feld (secre­ta­rio de Defen­sa con Bush y años antes con Ford) y la ven­ta de Tami­flu tras el des­plie­gue del mar­ke­ting del mie­do rea­li­za­do con la gri­pe A y la aviar, de nue­vo un ex alto car­go del Gobierno de Bush se bene­fi­cia apor­tan­do solu­cio­nes ante las nue­vas ame­na­zas para la segu­ri­dad. En este caso se tra­ta de Michael Cher­toff, secre­ta­rio de Segu­ri­dad Nacio­nal de la últi­ma Admi­nis­tra­ción de Bush. Según el dia­rio The Bos­ton Glo­be, en los aero­puer­tos de EE UU ya fun­cio­nan 150 de estos escá­ne­res cor­po­ra­les. Todos ellos com­pra­dos por unos 25 millo­nes de dóla­res a la empre­sa líder mun­dial en este tipo de apa­ra­tos, Rapis­can Sys­tems. Des­pués del supues­to inten­to de aten­ta­do en Detroit el pasa­do 25 de diciem­bre, se ha pre­vis­to ins­ta­lar 300 más, y todo pare­ce indi­car que Rapis­can tam­bién ven­de­rá bas­tan­tes en el res­to del mun­do si se gene­ra­li­za el uso de los mis­mos. Cada escá­ner cues­ta casi 200.000 euros. Rapis­can es el prin­ci­pal clien­te de Cher­toff Group, la con­sul­to­ra pri­va­da sobre temas de segu­ri­dad fun­da­da por Michael Cher­toff. El equi­po direc­ti­vo de esta ase­so­ría tam­bién inclu­ye a Michael V. Hay­den, ex direc­tor de la CIA y la Agen­cia Nacio­nal de Segu­ri­dad esta­dou­ni­den­se. Pocos días des­pués del inten­to de ata­que, Cher­toff hizo media doce­na de apa­ri­cio­nes en dis­tin­tos medios, ya no sólo para insis­tir en la nece­si­dad de más segu­ri­dad en los aero­puer­tos, sino con el obje­ti­vo de sub­ra­yar que “si se hubie­ran emplea­do los escá­ne­res, se habrían detec­ta­do este tipo de dis­po­si­ti­vos”. “Nos com­pro­me­te­mos a pro­por­cio­nar a nues­tros clien­tes los mejo­res eva­lua­do­res de ries­gos y ser­vi­cios de ges­tión de cri­sis, dise­ña­dos para hacer fren­te a los más acu­cian­tes pro­ble­mas de segu­ri­dad de hoy en día”, escri­be Cher­toff en la web de su empre­sa. En este sitio web tam­bién se cons­ta­ta que Cher­toff Group man­tie­ne una estre­cha alian­za con la fir­ma de rela­cio­nes públi­cas Bur­son-Mars­te­ller, que ha repre­sen­ta­do a varias enti­da­des aso­cia­das con acti­vi­da­des lle­va­das a cabo por la CIA, como Black­wa­ter. Por lo que pare­ce, la rápi­da apa­ri­ción de Cher­toff en los medios ofre­cien­do solu­cio­nes no fue algo espon­tá­neo. Sis­te­mas menos inva­si­vos Algu­nos exper­tos creen que hay sis­te­mas más sim­ples, menos inva­si­vos y más eco­nó­mi­cos que los escá­ne­res. Según la orga­ni­za­ción de defen­sa de los con­su­mi­do­res Flyers­rights, estu­dios rea­li­za­dos por Ken­neth G. Fur­ton, del Ins­ti­tu­to de Inves­ti­ga­cio­nes Foren­ses de la Uni­ver­si­dad de Flo­ri­da, pare­cen demos­trar la fia­bi­li­dad de los perros en la detec­ción de explo­si­vos. El escá­ner cor­po­ral, aun­que pue­de repre­sen­tar el cuer­po des­nu­do de una per­so­na con mucho deta­lle, no pue­de detec­tar los obje­tos ocul­tos en cavi­da­des del cuer­po. Por últi­mo, aun­que el joven dete­ni­do, Abdul Farouk Abdul­mu­ta­llab, era de ori­gen nige­riano, pare­ce ser que per­te­ne­cía a un gru­po de Al Qae­da en Yemen. Una sema­na des­pués del falli­do aten­ta­do, la secre­ta­ria de Esta­do nor­te­ame­ri­ca­na, Hillary Clin­ton, afir­ma­ba que Yemen es “una ame­na­za para la segu­ri­dad mundial”.

Fer­nan­do Montero.

Fuen­te: Desinformémonos

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *