M‑8, por el cam­bio social en Eus­kal Herria…¡Mujeres a la calle! por Elkartzen

Noso­tras: tra­ba­ja­do­ras y para­das, muje­res, jóve­nes, neka­za­ris y arran­tza­les, pen­sio­nis­tas, migran­tes, eco­lo­gis­tas, disi­den­tes sexua­les, femi­nis­tas, estu­dian­tes… cree­mos que es nece­sa­rio un pro­fun­do cam­bio social en Eus­kal Herria y en el pla­ne­ta. Para ello, es impres­cin­di­ble que nues­tro pue­blo ten­ga dere­cho a deci­dir su futu­ro, tam­bién en el ámbi­to socio­eco­nó­mi­co. Y las muje­res somos una par­te fun­da­men­tal en la lucha por este dere­cho, aun­que a día de hoy se nos difi­cul­ta la par­ti­ci­pa­ción social, ya que las muje­res cubri­mos casi la tota­li­dad del tra­ba­jo domes­ti­co y repro­duc­ti­vo (cui­da­dos…) sin que estos estén reco­no­ci­dos en nin­gu­na cuen­ta públi­ca ni pre­su­pues­to ofi­cial. Se nos res­ta así tiem­po para esa par­ti­ci­pa­ción social que demandamos.

Por otro lado, en el ámbi­to labo­ral, las muje­res ocu­pa­mos los pues­tos más pre­ca­ri­za­dos y cobra­mos un 28% menos de media que los hom­bres. Y no lo deci­mos noso­tras, lo dicen las esta­dís­ti­cas ofi­cia­les. Ade­más, las muje­res segui­mos sin poder deci­dir sobre nues­tro cuer­po, nues­tra sexua­li­dad y nues­tro poder repro­duc­ti­vo. Segui­mos sien­do vio­la­das, mal­tra­ta­das y asesinadas…

Así las cosas, las muje­res tene­mos sufi­cien­tes razo­nes para que este 8 de mar­zo sea un día de lucha por nues­tros dere­chos y por el cam­bio social que nece­si­ta nues­tro pue­blo. El pró­xi­mo 8 de mar­zo hemos de salir a la calle para hacer posi­ble el muro social con­tra este sis­te­ma socio­eco­nó­mi­co que nos opri­me, nos explo­ta y nos repri­me. Cons­tru­ya­mos una barre­ra con­tra el sis­te­ma que hace posi­ble las des­igual­da­des de cla­se de géne­ro y la opre­sión de los pue­blos. Es posi­ble y es necesario.

En Eus­kal Herria, a 6 de mar­zo de 2010

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.