Luchar, mere­ce la pena. Las tra­ba­ja­do­ras de Sabe­co-Ore­re­ta ven­cen la huel­ga

El 13 de octu­bre de 2008 las 52 tra­ba­ja­do­ras, ‑50 muje­res y dos hombres‑, del super­mer­ca­do Sabe­co de Erren­te­ria empren­die­ron una huel­ga inde­fi­ni­da. Exi­gían que la cade­na de super­mer­ca­dos pro­pie­ta­ria de la mul­ti­na­cio­nal Auchan les apli­ca­ra el con­ve­nio pro­vin­cial de ali­men­ta­ción de Gipuz­koa, peti­ción a la que se nega­ba la empre­sa ale­gan­do que Sabe­co apli­ca en todos sus esta­ble­ci­mien­tos del Esta­do espa­ñol el con­ve­nio esta­tal fir­ma­do en Madrid y que entre otras cues­tio­nes fija unos sala­rios de 730 euros men­sua­les. De auten­ti­ca ver­guen­za y cara­du­ra por par­te de la empre­sa, que pre­ten­dia apli­car un con­ve­nio a la baja don­de el IPC es muchi­si­mo mayor.

Mari­sa Mar­tín, en repre­sen­ta­ción de todas las tra­ba­ja­do­ras, expli­có que el pasa­do mar­tes lle­ga­ron a un acuer­do con la empre­sa con el que se equi­pa­ran sus con­di­cio­nes labo­ra­les a las del con­ve­nio de ali­men­ta­ción de Gipuz­koa.

La rue­da de pren­sa de ayer se dis­tin­guió de otras que han ofre­ci­do duran­te estos 16 meses por las son­ri­sas, inclu­so lágri­mas, que se vie­ron en las caras de las tra­ba­ja­do­ras. Y es que, como dijo Mar­tín, «ha sido una pelea lar­ga, dura y des­igual ante una todo­po­de­ro­sa mul­ti­na­cio­nal». Una mul­ti­na­cio­nal que «ha teni­do que asu­mir que más vale la con­vic­ción, la tena­ci­dad y el sen­ti­do de la jus­ti­cia social de 52 tra­ba­ja­do­res que una mul­ti­mi­llo­na­ria cuen­ta de resul­ta­dos», pre­ci­só. Asi­mis­mo, afir­mó «sin nin­gún géne­ro de dudas» que las tra­ba­ja­do­ras de Sabe­co han con­se­gui­do «des­man­te­lar» las «míse­ras con­di­cio­nes eco­nó­mi­cas y socia­les» que «los de siem­pre» pre­ten­den «impo­ner» con la apli­ca­ción de con­ve­nios esta­ta­les.

Tras infor­mar sobre los deta­lles del acuer­do alcan­za­do con la empre­sa, Mar­tín valo­ró las viven­cias de estos 16 meses en huel­ga. Así, des­ta­có que «pese a per­so­nas y enti­da­des» que han inten­ta­do «des­mo­ra­li­zar­nos, ame­dren­tar­nos y, a veces, vela­da­men­te ame­na­zar­nos», las tra­ba­ja­do­ras «esta­mos aquí y con una vic­to­ria his­tó­ri­ca bajo el bra­zo».

Ha sido una lucha que «ha mere­ci­do la pena», ya que «no somos exper­tas ora­do­ras pero lo que si sabe­mos es que pelear mere­ce la pena», dijo Mar­tín. «Hemos apren­di­do que la explo­ta­ción y la pre­ca­rie­dad se pue­den com­ba­tir y ganar la bata­lla de la dig­ni­dad. Hemos apren­di­do que las muje­res pode­mos cam­biar nues­tras duras reali­da­des en las empre­sas. Hemos apren­di­do que si las muje­res sabe­mos orga­ni­zar y pla­ni­fi­car pode­mos lle­gar has­ta don­de nos lo pro­pon­ga­mos».

No fal­tó el agra­de­ci­mien­to a a todos los ciu­da­da­nos, dele­ga­dos sin­di­ca­les y gru­pos polí­ti­cos que les han ayu­da­do y mos­tra­do su soli­da­ri­dad. El lunes vol­ve­rán al tra­ba­jo y comen­za­rán a ade­cuar el super­mer­ca­do.

«Pelear mere­ce la pena» «Hemos apren­di­do que la explo­ta­ción y la pre­ca­rie­dad se pue­den com­ba­tir y ganar la bata­lla de la dig­ni­dad. Hemos apren­di­do que las muje­res pode­mos cam­biar nues­tras duras reali­da­des en las empre­sas», afir­ma­ron.
Un incre­men­to sala­rial del 38% y 53 horas menos

El pac­to de empre­sa alcan­za­do por las tra­ba­ja­do­ras de Sabe­co y la direc­ción, con una vigen­cia de cua­tro años, con­tem­pla un incre­men­to sala­rial de un 38,02%. Así, par­tien­do de un sala­rio de 13.113 euros al año, en cua­tro años, y pro­gre­si­va­men­te, los sala­rios se ele­va­rán a los 18.118 euros. En cuan­to a la jor­na­da anual, de las actua­les 1.784 horas pasa­rán, tam­bién pro­gre­si­va­men­te, a 1.731 horas, 53 horas menos.

En cuan­to a los com­ple­men­tos de Inca­pa­ci­dad Tem­po­ral, han acor­da­do que sea cual sea la con­tin­gen­cia de la baja las tra­ba­ja­do­ras per­ci­bi­rán el 100% del sala­rio real des­de el pri­mer día.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *