Comu­ni­ca­do del Blo­que Sur de las FARC – EP sobre muer­te de Gober­na­dor Para­mi­li­tar por FARC – EP

1.- Que a pesar de los evi­den­tes víncu­los del gober­na­dor del Caque­tá Luis Fran­cis­co Cue­llar con el para­mi­li­ta­ris­mo, el obje­ti­vo de la reten­ción no era ajus­ti­ciar­lo, ni hacer­le exi­gen­cias eco­nó­mi­cas, sino rea­li­zar­le un jui­cio polí­ti­co por corrup­to, al haber con­ver­ti­do el dolo y el pre­va­ri­ca­to en pie­dra angu­lar de su Admi­nis­tra­ción, has­ta tal pun­to, que a cada uno de los emplea­dos le des­con­ta­ba $ 100.000 pesos del suel­do, como con­di­ción para pre­ser­var el puesto

2.- Este inde­sea­do y trá­gi­co des­en­la­ce, es con­se­cuen­cia direc­ta de la orden impar­ti­da por Álva­ro Uri­be a las fuer­zas mili­ta­res del res­ca­te a san­gre y fue­go. Lla­ma la aten­ción la hipó­cri­ta acti­tud pre­si­den­cial que pri­me­ro decla­ra la gue­rra, lue­go la inten­si­fi­ca, la amplía, la finan­cia con exor­bi­tan­tes recur­sos e inclu­so la lle­va más allá de las fron­te­ras patrias, para lue­go «derra­mar lágri­mas de coco­dri­lo», hacer pan­to­mi­ma y poli­ti­que­ría reelec­cio­nis­ta con el dolor ajeno. Cómo no llo­ra­ron ni movie­ron un dedo cuan­do el para­mi­li­ta­ris­mo en aso­cio con la Bri­ga­da Mili­tar de Flo­ren­cia masa­cró a milla­res de caque­te­ños en los años anteriores?

3.- Ni Colom­bia ni el mun­do deben olvi­dar que el actual Pre­si­den­te ha trans­for­ma­do al apa­ra­to del Esta­do en una corrup­ta maqui­na­ria de gue­rra para­mi­li­tar y con­tra­in­sur­gen­te y a cada uno de los man­da­ta­rios sec­cio­na­les gober­na­do­res y alcal­des en pie­zas cla­ves para desa­rro­llar­la y ejecutarla.

4.- Así el rein­ser­ta­do José Obdu­lio y su pro­mi­nen­te jefe el para­mi­li­tar y pre­si­den­te Álva­ro Uri­be Vélez per­sis­tan en negar la exis­ten­cia del con­flic­to, por enci­ma del que­rer de las mayo­rías del país que anhe­la­mos la paz, las tra­ge­dias se con­ti­nua­rán pre­sen­tan­do por­que toda gue­rra es una suce­sión de estas.

5.- El Blo­que Sur rati­fi­ca, a pesar de los hechos infor­tu­na­dos que pue­da gene­rar el con­flic­to en cual­quie­ra de las dos par­tes enfren­ta­das, la inva­ria­ble deter­mi­na­ción de su Secre­ta­ria­do sobre: la libe­ra­ción uni­la­te­ral del Cabo Mon­ca­yo y el sol­da­do Cal­vo; el can­je de pri­sio­ne­ros de gue­rra; el lla­ma­do a una gue­rra patria con­tra la inva­sión grin­ga a nues­tro país pro­pi­cia­da por Uri­be Vélez el Caín de Amé­ri­ca, y la indes­ma­ya­ble lucha de Las FARC por encon­trar­le una sali­da polí­ti­ca a esta gue­rra impues­ta al pue­blo por la cla­se domi­nan­te, a par­tir del impu­ne has­ta hoy, mag­ni­ci­dio de Jor­ge Elie­cer Gaitán .

Blo­que Sur de las FARC-EP

Mon­ta­ñas del Caque­tá, diciem­bre 24 de 2009  

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *