Con­ti­núa la esca­la­da de vio­len­cia y repre­sión en Hon­du­ras, Con Nec­taly Rodezno: “Inten­ta­ron ase­si­nar­me”

El coor­di­na­dor del Fren­te de Abo­ga­dos Con­tra el Gol­pe, Nec­ta­li Rodezno, denun­ció a Sirel haber sido obje­to de un inten­to de ase­si­na­to, afor­tu­na­da­men­te frus­tra­do por la inter­ven­ción de ciu­da­da­nos que logra­ron dete­ner la mano ase­si­na de un acti­vis­ta del dere­chis­ta Par­ti­do Nacio­nal, direc­ta­men­te vin­cu­la­do al alcal­de de Tegu­ci­gal­pa, Ricar­do Anto­nio Álva­rez, y al can­di­da­to a dipu­tado, Blas Ramón, ambos férreos defen­so­res del gol­pe de Esta­do.
Duran­te la últi­ma sema­na, dife­ren­tes orga­ni­za­cio­nes de dere­chos huma­nos del país han denun­cia­do las des­apa­ri­cio­nes del joven Abner Her­nán­dez ‑miem­bro del­Dis­ci­pli­na  Comi­té de de la Resis­ten­cia, quien fue vis­to por últi­ma vez jun­to con Wal­ter Tró­chez, defen­sor de dere­chos huma­nos ase­si­na­do el 13 de diciembre‑, de Car­los Tur­cios Mal­do­na­do ‑vice­pre­si­den­te del movi­mien­to de resis­ten­cia de Cho­lo­ma, depar­ta­men­to de Cortéz‑, y el ase­si­na­to en Tegu­ci­gal­pa con un dis­pa­ro en la cabe­za de Karen Jes­se­nia Her­nán­dez Mon­dra­gón, espo­sa de un miem­bro de la Resis­ten­cia.

Ade­más, hom­bres enca­pu­cha­dos que ves­tían el uni­for­me de la Direc­ción Gene­ral de Inves­ti­ga­cio­nes Cri­mi­na­les (DGIC) detu­vie­ron y secues­tra­ron a los líde­res cam­pe­si­nos Osman Alé­xis Ulloa Flo­res y Mario René Aya­la Her­nán­dez, ambos per­te­ne­cien­tes al Movi­mien­to Uni­fi­ca­do Cam­pe­sino del Aguán (MUCA), quie­nes recien­te­men­te, jun­to a más de 500 fami­lias, recu­pe­ra­ron 800 hec­tá­reas de tie­rra esta­tal bene­fi­cia­da por el Decre­to 18 – 2008, ini­cia­ti­va que tra­ta de dar solu­ción al tema de la mora agra­ria.

-¿Qué ocu­rrió el pasa­do 15 de diciem­bre?

-Anda­ba en mi vehícu­lo y casi lle­gan­do a mi casa pasé por un lugar don­de se par­quean los taxis. Fue en ese momen­to que Pedro Gómez, acti­vis­ta del Par­ti­do Nacio­nal, vice­pre­si­den­te de la Aso­cia­ción Inter­de­par­ta­men­tal de Pun­tos de Taxis de Hon­du­ras y alle­ga­do del alcal­de de la capi­tal, Ricar­do Anto­nio Alva­rez, y del can­di­da­to a dipu­tado Blas Ramos, me reco­no­ció y comen­zó a insul­tar­me por ser de la Resis­ten­cia.

De pron­to me atra­ve­sa­ron un taxi en la calle para no dejar­me pasar y Pedro Gómez se acer­có a mi vehícu­lo, me gol­peó en la cara y sacó un revol­ver para dis­pa­rar­me.

Afor­tu­na­da­men­te inter­vi­nie­ron otros taxis­tas y lo blo­quea­ron, mien­tras yo apro­ve­ché la con­fu­sión para salir del vehícu­lo y diri­gir­me hacia unos poli­cías que esta­ban cer­ca del lugar. Los poli­cías inter­vi­nie­ron y lo detu­vie­ron.

Sin embar­go, Gómez lla­mó de inme­dia­to al Alcal­de y cuan­do lle­gué a la esta­ción de Poli­cía encon­tré al can­di­da­to a dipu­tado Blas Ramos hablan­do con los fis­ca­les para que lo libe­ra­ran.
Y así fue. Prác­ti­ca­men­te recha­za­ron la acu­sa­ción de inten­to de ase­si­na­to y sola­men­te fue remi­ti­do a los Tri­bu­na­les por por­ta­ción ile­gal de armas. No ten­go la menor duda de que en la audien­cia ini­cial Gómez será sobre­seí­do defi­ni­ti­va­men­te.

-¿Cómo eva­lúa este epi­so­dio?

-Todo el mun­do me cono­ce y sabe dón­de vivo. No ten­go pen­sa­do escon­der­me o dejar de hacer mi tra­ba­jo por­que es de eso que sobre­vi­vo con mi fami­lia. Ade­más, para mí el tra­ba­jo que desa­rro­llo con el Fren­te de Abo­ga­dos Con­tra el Gol­pe es fun­da­men­tal, y no pue­do renun­ciar a esa lucha. Sin embar­go, si me pasa­ra algo des­de ya res­pon­sa­bi­li­zo a este sis­te­ma gol­pis­ta y al alcal­de Ricar­do Anto­nio Alva­rez, quien ha con­for­ma­do ver­da­de­ros escua­dro­nes de per­se­cu­ción con­tra los miem­bros de la Resis­ten­cia.

-Es par­te de una ver­da­de­ra ofen­si­va en con­tra de la Resis­ten­cia, y están usan­do la mis­ma meto­do­lo­gía de los años 80. El día que ase­si­na­ron a Wal­ter Tró­chez apa­re­cie­ron muchos cadá­ve­res en toda la ciu­dad, y es exac­ta­men­te como ocu­rría en aque­llos años, es decir, mata­ban a delin­cuen­tes comu­nes y apro­ve­cha­ban para ase­si­nar a miem­bros de los movi­mien­tos popu­la­res, dis­fra­zan­do estos ase­si­na­tos polí­ti­cos como si se tra­ta­ra de casos delic­ti­vos. Quie­ren que el pue­blo se acos­tum­bre a estos hechos, para que no se per­ca­te de que se está ejer­cien­do una repre­sión sis­te­má­ti­ca con­tra los miem­bros de la Resis­ten­cia.

-Des­pués de este epi­so­dio, ¿está toman­do algu­na medi­da de segu­ri­dad?

‑Todo el mun­do me cono­ce y sabe dón­de vivo. No ten­go pen­sa­do escon­der­me o dejar de hacer mi tra­ba­jo por­que es de eso que sobre­vi­vo con mi fami­lia. Ade­más, para mí el tra­ba­jo que desa­rro­llo con el Fren­te de Abo­ga­dos Con­tra el Gol­pe es fun­da­men­tal, y no pue­do renun­ciar a esa lucha. Sin embar­go, si me pasa­ra algo des­de ya res­pon­sa­bi­li­zo a este sis­te­ma gol­pis­ta y al alcal­de Ricar­do Anto­nio Alva­rez, quien ha con­for­ma­do ver­da­de­ros escua­dro­nes de per­se­cu­ción con­tra los miem­bros de la Resis­ten­cia.
- Gior­gio Truc­chi – Rel-UITA

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *