EE.UU. tie­ne actual­men­te 189.000 sol­da­dos y con­tra­tis­tas en Afga­nis­tán por Jeremy Scahill

Un audien­cia en el sub­co­mi­té de Super­vi­sión de Con­tra­tos de la sena­do­ra Clai­re McCas­kill sobre los con­tra­tos en Afga­nis­tán ha des­ta­ca­do algu­nas esta­dís­ti­cas impor­tan­tes que abren una ven­ta­na sobre has­ta don­de el gobierno de Oba­ma ha reto­ma­do el tes­ti­go de la pri­va­ti­za­ción de la gue­rra de la era de Bush y ace­le­ra­do con él. En con­jun­to, los con­tra­tis­tas aho­ra lle­gan a un impre­sio­nan­te 69% del per­so­nal total del Depar­ta­men­to de Defen­sa, “la mayor pro­por­ción de con­tra­tis­tas en rela­ción al per­so­nal mili­tar en la his­to­ria de EE.UU.” No suce­de en una zona de gue­rra en par­ti­cu­lar, es en el Pen­tá­gono en su tota­li­dad.

En Afga­nis­tán el gobierno de Oba­ma sobre­pa­sa de lejos al de Bush en cuan­to a la pri­va­ti­za­ción. Según un memo­ran­do publi­ca­do por el per­so­nal de McCas­kill:

“De junio de 2009 a sep­tiem­bre de 2009, hubo un aumen­to de un 40% en los con­tra­tis­tas del depar­ta­men­to de defen­sa en Afga­nis­tán. Duran­te el mis­mo perío­do, se dupli­có la can­ti­dad de con­tra­tis­tas arma­dos de segu­ri­dad pri­va­da que tra­ba­jan para el depar­ta­men­to de defen­sa en Afga­nis­tán, lle­gan­do de apro­xi­ma­da­men­te 5.000 a más de 10.000.”

Actual­men­te, hay 104.000 con­tra­tis­tas del Depar­ta­men­to de Defen­sa en Afga­nis­tán. Según un infor­me de esta sema­na del Ser­vi­cio de Inves­ti­ga­ción del Con­gre­so, como resul­ta­do de la pró­xi­ma ‘olea­da’ de 30.000 sol­da­dos en Afga­nis­tán, podrá haber has­ta 56.000 con­tra­tis­tas adi­cio­na­les. Pero exis­te otro gru­po de con­tra­tis­tas que a menu­do no es men­cio­na­do: 3.600 con­tra­tis­tas del depar­ta­men­to de Esta­do y 14.000 con­tra­tis­tas de USAID. Eso sig­ni­fi­ca que la actual fuer­za de EE.UU. en Afga­nis­tán es de apro­xi­ma­da­men­te 189.000 (68.000 sol­da­dos y 121.000 con­tra­tis­tas). Y hay que recor­dar que eso es aho­ra mis­mo. Y eso, según McCas­kill, es un cálcu­lo con­ser­va­dor. Es pro­ba­ble que den­tro de un año haya más de 220.000 per­so­nas finan­cia­das por EE.UU. en Afga­nis­tán.

EE.UU. ha gas­ta­do más de 23.000 millo­nes de dóla­res en con­tra­tos en Afga­nis­tán des­de 2002. El pró­xi­mo año, la can­ti­dad de con­tra­tis­tas se habrá dupli­ca­do des­de 2008, cuan­do los con­tri­bu­yen­tes finan­cia­ron más de 8.000 millo­nes de dóla­res en con­tra­tos rela­cio­na­dos con Afga­nis­tán.

A pesar de la can­ti­dad masi­va de con­tra­tos y con­tra­tis­tas en Afga­nis­tán, la super­vi­sión es defi­cien­te en gra­do sumo. “El aumen­to en con­tra­tos en Afga­nis­tán no ha sido acom­pa­ña­do por un aumen­to corres­pon­dien­te en admi­nis­tra­ción y super­vi­sión de con­tra­tos,” según el docu­men­to de infor­ma­ción de McCas­kill. “En mayo de 2009 el direc­tor de DCMA (Agen­cia de Admi­nis­tra­ción de Con­tra­tos de Defen­sa), Char­lie Williams, dijo a la Comi­sión de Con­tra­tos en Tiem­po de Gue­rra, que actual­men­te hay has­ta 362 pues­tos vacan­tes para Repre­sen­tan­tes de Ofi­cia­les de Con­tra­ta­ción (COR) en Afga­nis­tán.”

Un ex fun­cio­na­rio de USAID, Michael Walsh, ex direc­tor de la Ofi­ci­na de Adqui­si­ción y Ayu­da y Ofi­cial Jefe de Adqui­si­ción, dijo a la comi­sión que gran par­te del per­so­nal de USAID “admi­nis­tra inmen­sas adju­di­ca­cio­nes con cono­ci­mien­tos o expe­rien­cia limi­ta­dos con reglas y regu­la­cio­nes.” Según un fun­cio­na­rio de USAID, la agen­cia “gas­ta dema­sia­do dine­ro, dema­sia­do rápi­do con dema­sia­das pocas per­so­nas que con­tro­lan cómo es gas­ta­do.” Como resul­ta­do, la agen­cia no “sabe… don­de va el dine­ro.”

El gobierno de Oba­ma con­ti­núa la polí­ti­ca de la era de Bush de emplear con­tra­tis­tas para super­vi­sar a con­tra­tis­tas. Según el memo­ran­do de McCas­kill:

En Afga­nis­tán, USAID se basa en con­tra­tis­tas para que ase­gu­ren la super­vi­sión de sus gran­des pro­yec­tos de recons­truc­ción y desa­rro­llo. Según infor­ma­ción sumi­nis­tra­da el sub­co­mi­té, Inter­na­tio­nal Relief and Deve­lop­ment (IRD) reci­bió un con­tra­to de cin­co años en 2006 para super­vi­sar el con­tra­to de infra­es­truc­tu­ra de 1.400 millo­nes de dóla­res asig­na­do a una empre­sa con­jun­ta de Louis Ber­ger Group y Black and Veatch Spe­cial Pro­jects. USAID tam­bién ha con­tra­ta­do a Chec­ci and Com­pany para que sumi­nis­tre apo­yo para con­tra­tos en Afga­nis­tán.

La indus­tria pri­va­da de segu­ri­dad y el gobierno de EE.UU. se han refe­ri­do a Syn­chro­ni­zed Pre­de­ploy­ment and Ope­ra­tio­nal Trac­ker (SPOT) como evi­den­cia de mayor super­vi­sión guber­na­men­tal de acti­vi­da­des de con­tra­tis­tas. Pero el sub­co­mi­té de McCas­kill esta­ble­ció que el sis­te­ma es extre­ma­da­men­te defi­cien­te, y seña­ló que: “El sub­co­mi­té obtu­vo datos de SPOT que mues­tran que hay actual­men­te 1.123 con­tra­tis­tas del depar­ta­men­to de Esta­do y nin­gún con­tra­tis­ta de USAID tra­ba­jan­do en Afga­nis­tán.” Hay que recor­dar que ofi­cial­men­te hay 14.000 con­tra­tis­tas de USAOD y el sis­te­ma ofi­cial de moni­to­reo y ras­treo no encon­tró a nin­guno y a menos de la mitad de los con­tra­tis­tas del depar­ta­men­to de Esta­do.

En cuan­to al des­per­di­cio y a los abu­sos, el sub­co­mi­té dijo que la Agen­cia de Audi­to­ría de Con­tra­tos de Defen­sa iden­ti­fi­có más de 950 millo­nes en cos­tes cues­tio­na­dos y no jus­ti­fi­ca­dos some­ti­dos por con­tra­tos del depar­ta­men­to de defen­sa por tra­ba­jo en Afga­nis­tán. Es un 16% de la can­ti­dad total de dóla­res revi­sa­da.

……….

Jeremy Scahill, perio­dis­ta inde­pen­dien­te que infor­ma fre­cuen­te­men­te para la radio nacio­nal y el pro­gra­ma de tele­vi­sión Demo­cracy Now, ha infor­ma­do duran­te mucho tiem­po des­de Iraq y Yugos­la­via. Actual­men­te es Puf­fin Wri­ting Fellow en The Nation Ins­ti­tu­te. Scahill es autor de “Black­wa­ter: The Rise of the Worl­d’s Most Power­ful Mer­ce­nary Army.” Su nue­vo sitio en Inter­net es Rebel​Re​ports​.com

Fuen­te: http://​www​.coun​ter​punch​.org/​s​c​a​h​i​l​l​1​2​1​8​2​0​0​9​.​h​tml

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *