Com­pro­me­ti­dos y sobra­da­men­te pre­pa­ra­dos

Los jóve­nes dete­ni­dos ayer son cono­ci­dos y apre­cia­dos en su entorno social. No ocul­ta­ban su ideo­lo­gía, la mayo­ría cur­sa­ban o habían cur­sa­do estu­dios con nor­ma­li­dad y ade­más de su mili­tan­cia polí­ti­ca tra­ba­ja­ban en las más diver­sas aso­cia­cio­nes. Un retra­to ale­ja­do de la ima­gen que ven­den deter­mi­na­dos medios y que es común en la izquier­da aber­tza­le.

Iña­ki IRIONDO

Músi­cos de txa­ran­ga con los que uno podría encon­trar­se en cual­quier fies­ta, ani­ma­do­res infan­ti­les, arqui­tec­tos preo­cu­pa­dos por el entorno, gen­te com­pro­me­ti­da con el movi­mien­to veci­nal, ber­tso­la­ris… la mayo­ría de ellos uni­ver­si­ta­rios. Así son los chi­cos y chi­cas a los que ayer sacó de madru­ga­da la Poli­cía espa­ñol y la Guar­dia Civil de sus casas y aho­ra espe­ran inco­mu­ni­ca­dos a que un juez ami­go de la noto­rie­dad mediá­ti­ca deci­da cuán­to deben pagar por su com­pro­mi­so polí­ti­co.

Fren­te a la afir­ma­ción del Minis­te­rio del Inte­rior de que la ope­ra­ción es fru­to de las inves­ti­ga­cio­nes de muchos meses, otras fuen­tes que cono­cen a varios de los dete­ni­dos con­si­de­ran que las FSE no han hecho otra cosa que echar la red a jóve­nes que no ocul­ta­ban su com­pro­mi­so polí­ti­co. Y es que, según recien­tes encues­tas, una de las carac­te­rís­ti­cas de los jóve­nes de la izquier­da aber­tza­le es que son lo que menos tra­tan de ocul­tar sus ideas. A un 54,5% de ellos no les impor­ta que se conoz­can, mien­tras que la media se encuen­tra en el 34,5%. Ade­más, son los que con más fre­cuen­cia hablan de polí­ti­ca, tan­to en sus fami­lias como con sus ami­gos. Y exac­ta­men­te la mitad de los encues­ta­dos que se decla­ran votan­tes del inde­pen­den­tis­mo ile­ga­li­za­do ha par­ti­ci­pa­do en el últi­mo año en una mani­fes­ta­ción legal. Es una media que dobla con cre­ces al siguien­te gru­po, que es el de los votan­tes de Ara­lar, que se que­dan en un 19,8% de par­ti­ci­pan­tes en movi­li­za­cio­nes auto­ri­za­das.

Una agen­cia de noti­cias lla­ma­ba la aten­ción ayer sobre el hecho de que varios de los dete­ni­dos hayan cur­sa­do o cur­sa­ran estu­dios uni­ver­si­ta­rios y, ade­más, en su paso por los diver­sos cen­tros for­ma­ran par­te de con­se­jos de estu­dian­tes, jun­tas de facul­tad o algún otro órgano de ges­tión estu­dian­til. Tan­to el cur­sar estu­dios supe­rio­res como la par­ti­ci­pa­ción acti­va en aque­llos espa­cios en los que con­si­de­ran que pue­den con­tri­buir al cam­bio social son esta­dís­ti­ca­men­te carac­te­rís­ti­cas comu­nes de la juven­tud de la izquier­da aber­tza­le.

Por ejem­plo, uno de los dete­ni­dos ayer estu­dió para arqui­tec­to y jun­to con otros com­pa­ñe­ros creó la aso­cia­ción Etxe­go­rri, para dotar de una cara más huma­na y social a la arqui­tec­tu­ra. Ahon­da­ban en la impor­tan­cia de dotar de una pers­pec­ti­va de géne­ro a la cons­truc­ción de barrios y ciu­da­des.

El 61,6% per­te­ne­ce a algu­na aso­cia­ción

Según la recien­te encues­ta de Azti­ker entre jóve­nes gui­puz­coa­nos, de entre aque­llos que dicen votar a la izquier­da aber­tza­le el 37,1% es miem­bro de algu­na aso­cia­ción y ade­más efec­túa un tra­ba­jo volun­ta­rio para la mis­ma. Otro 24,5% está sim­ple­men­te apun­ta­do. Y par­ti­ci­pan en todo tipo de aso­cia­cio­nes, no sólo polí­ti­cas y socia­les. Tam­bién son los que en mayor por­cen­ta­je se apun­tan a gru­pos depor­ti­vos, comi­sio­nes de fies­tas, gaz­tetxes y acti­vi­da­des infan­ti­les. Inclu­so en los txo­kos gas­tro­nó­mi­cos.

Con estos datos, no es difí­cil enten­der que varios de los ayer dete­ni­dos y dete­ni­das hayan mos­tra­do una gran impli­ca­ción en la pues­ta en mar­cha de asam­bleas de jóve­nes y gaz­tetxes en sus pue­blos y barrios. Los hay que par­ti­ci­pa­ban en el movi­mien­to veci­nal. Y no fal­tan los ami­gos de la fies­ta, tan­to en la ver­tien­te de orga­ni­zar­las en su loca­li­dad, como en la de par­ti­ci­par acti­va­men­te con sus ins­tru­men­tos en una com­par­sa, Elek­trotxa­ran­ga o tocan­do la tri­ki­ti­xa. Y alguno can­tan­do ber­tsos.

Otros tenían tiem­po para la soli­da­ri­dad y la bús­que­da de son­ri­sas de los más peque­ños. Por ejem­plo, uno de los dete­ni­dos, estu­dian­te de magis­te­rio, ha ejer­ci­do de volun­ta­rio en el Hos­pi­tal de Txa­go­rritxu como ani- mador de niños y niñas enfer­mos.

infor­ma­dos y poco mate­ria­lis­tas

Vol­vien­do a la cita­da encues­ta, nos encon­tra­mos con que los jóve­nes de la izquier­da aber­tza­le son, tam­bién con mucha dife­ren­cia, los que más se intere­san por temas polí­ti­cos (53,2%) doblan­do la media (21,5%). Y son tam­bién los que más leen perió­di­cos a dia­rio y escu­chan la radio y uti­li­zan inter­net para man­te­ner­se infor­ma­dos.

Según este estu­dio ‑que es el que mayor mues­tra ha emplea­do y que ade­más de una encues­ta ha recu­rri­do a gru­pos de tra­ba­jo- son los que menos impor­tan­cia con­ce­den a ganar dine­ro o a tener éxi­to en el tra­ba­jo, aun­que dan tan­ta rele­van­cia como el res­to a la nece­si­dad de tra­ba­jar. Mues­tran una mayor preo­cu­pa­ción que el res­to por el medio ambien­te y son lo que menos creen nece­sa­rio gas­tar dine­ro «para estar gua­pos». De hecho, según las con­clu­sio­nes de este aná­li­sis, son los menos mate­ria­lis­tas con dife­ren­cia.

Y, por cier­to, el 41% de estos jóve­nes no jus­ti­fi­ca el uso de la vio­len­cia para la obten­ción de fines polí­ti­cos.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *