Etxe­rat lla­ma a la mani­fes­ta­ción nacio­nal del 2 de enero

Jone Arto­la (repre­sen­tan­te de Etxerat):

«En pri­mer lugar, Etxe­rat quie­re agra­de­cer a todas las per­so­nas que se han acer­ca­do hoy a los cines Lei­dor de Tolo­sa a par­ti­ci­par en su IX. Asam­blea. Ha sido todo un éxi­to y un cla­ro sín­to­ma de que la soli­da­ri­dad con los pre­sos y pre­sas polí­ti­cas vas­cas abar­ca a todos los sec­to­res de la socie­dad vasca.

La cohe­sión y el tra­ba­jo a favor de los dere­chos de nues­tros fami­lia­res, ami­gos y ami­gas encar­ce­la­das ha sido el pun­to prin­ci­pal sobre el que ha gira­do la cita. Y es que se tra­ta de dos herra­mien­tas impres­cin­di­bles para poner fin a la cri­mi­nal polí­ti­ca peni­ten­cia­ria vigen­te y que tan­to sufri­mien­to está gene­ran­do en miles de fami­lias en nues­tro país.

2009 ha sido un año duro y difí­cil para la soli­da­ri­dad con los pre­sos y pre­sas polí­ti­cas vas­cas. Los ata­ques han sido ince­san­tes. Férreos con­tro­les en los via­jes, acci­den­tes, el anun­cio de la reti­ra­da de las ayu­das eco­nó­mi­cas del Gobierno de Lakua, la pre­sen­cia de enca­pu­cha­dos en torno a las fur­go­ne­tas con des­tino a Anda­lu­cía, la infa­me cru­za­da empren­di­da por Ares con­tra las foto­gra­fías, la ame­na­za de ile­ga­li­za­ción de Etxe­rat o los cacheos e inten­tos de humi­lla­ción de las últi­mas semanas.

Todas estas medi­das no bus­can otra cosa que aca­bar con nues­tros fami­lia­res, ami­gos y ami­gas encar­ce­la­das. Quie­ren des­truir­les como per­so­nas, ale­ján­do­los de su entorno social y afec­ti­vo. Pre­ten­den aca­bar con el Colec­ti­vo de Pre­sos y Pre­sas Polí­ti­cas vas­cas a tra­vés de la ero­sión de la cohe­sión de los y las familiares.

Están muy equi­vo­ca­dos. Por medio de la humi­lla­ción, vio­len­cia poli­cial y el chan­ta­je no van a con­se­guir nada. Han inten­ta­do ter­mi­nar con la soli­da­ri­dad con la dis­per­sión, la cade­na per­pe­tua, el man­te­ner a los pre­sos y pre­sas con enfer­me­da­des gra­ves e incu­ra­bles en pri­sión, el ais­la­mien­to, la sole­dad, los gol­pes, las humi­lla­cio­nes, las ame­na­zas, la vio­la­ción cons­tan­te de las comu­ni­ca­cio­nes o unos tras­la­dos abso­lu­ta­men­te arbi­tra­rios. Pero, no lo han con­se­gui­do y aho­ra, evi­den­te­men­te, tam­po­co lo van a hacer.

A tra­vés del tra­ba­jo en común con la mayo­ría social, sin­di­cal y polí­ti­ca del país vamos a arti­cu­lar una gran ola soli­da­ria que pon­ga fin a los ata­ques, blin­de la soli­da­ri­dad y pon­ga los cimien­tos nece­sa­rios para aca­bar con la cri­mi­nal polí­ti­ca peni­ten­cia­ria vigen­te. Es hora de adop­tar com­pro­mi­sos y dar pasos hacia delan­te. Etxe­rat lo va a hacer y, así, lla­ma a la socie­dad vas­ca a tomar par­te en la mani­fes­ta­ción que el pró­xi­mo día 2 de enero, a las 17:30 des­de la Pla­za Aita Donos­tia de Bil­bo bajo el lema «Eus­kal pre­soak Eus­kal Herri­ra dagoz­kien esku­bi­deen jabe», lle­na­rá y reco­rre­rá las calles de la capi­tal vizcaína.»
«En pri­mer lugar, Etxe­rat quie­re agra­de­cer a todas las per­so­nas que se han acer­ca­do hoy a los cines Lei­dor de Tolo­sa a par­ti­ci­par en su IX. Asam­blea. Ha sido todo un éxi­to y un cla­ro sín­to­ma de que la soli­da­ri­dad con los pre­sos y pre­sas polí­ti­cas vas­cas abar­ca a todos los sec­to­res de la socie­dad vasca.

La cohe­sión y el tra­ba­jo a favor de los dere­chos de nues­tros fami­lia­res, ami­gos y ami­gas encar­ce­la­das ha sido el pun­to prin­ci­pal sobre el que ha gira­do la cita. Y es que se tra­ta de dos herra­mien­tas impres­cin­di­bles para poner fin a la cri­mi­nal polí­ti­ca peni­ten­cia­ria vigen­te y que tan­to sufri­mien­to está gene­ran­do en miles de fami­lias en nues­tro país.

2009 ha sido un año duro y difí­cil para la soli­da­ri­dad con los pre­sos y pre­sas polí­ti­cas vas­cas. Los ata­ques han sido ince­san­tes. Férreos con­tro­les en los via­jes, acci­den­tes, el anun­cio de la reti­ra­da de las ayu­das eco­nó­mi­cas del Gobierno de Lakua, la pre­sen­cia de enca­pu­cha­dos en torno a las fur­go­ne­tas con des­tino a Anda­lu­cía, la infa­me cru­za­da empren­di­da por Ares con­tra las foto­gra­fías, la ame­na­za de ile­ga­li­za­ción de Etxe­rat o los cacheos e inten­tos de humi­lla­ción de las últi­mas semanas.

Todas estas medi­das no bus­can otra cosa que aca­bar con nues­tros fami­lia­res, ami­gos y ami­gas encar­ce­la­das. Quie­ren des­truir­les como per­so­nas, ale­ján­do­los de su entorno social y afec­ti­vo. Pre­ten­den aca­bar con el Colec­ti­vo de Pre­sos y Pre­sas Polí­ti­cas vas­cas a tra­vés de la ero­sión de la cohe­sión de los y las familiares.

Están muy equi­vo­ca­dos. Por medio de la humi­lla­ción, vio­len­cia poli­cial y el chan­ta­je no van a con­se­guir nada. Han inten­ta­do ter­mi­nar con la soli­da­ri­dad con la dis­per­sión, la cade­na per­pe­tua, el man­te­ner a los pre­sos y pre­sas con enfer­me­da­des gra­ves e incu­ra­bles en pri­sión, el ais­la­mien­to, la sole­dad, los gol­pes, las humi­lla­cio­nes, las ame­na­zas, la vio­la­ción cons­tan­te de las comu­ni­ca­cio­nes o unos tras­la­dos abso­lu­ta­men­te arbi­tra­rios. Pero, no lo han con­se­gui­do y aho­ra, evi­den­te­men­te, tam­po­co lo van a hacer.

A tra­vés del tra­ba­jo en común con la mayo­ría social, sin­di­cal y polí­ti­ca del país vamos a arti­cu­lar una gran ola soli­da­ria que pon­ga fin a los ata­ques, blin­de la soli­da­ri­dad y pon­ga los cimien­tos nece­sa­rios para aca­bar con la cri­mi­nal polí­ti­ca peni­ten­cia­ria vigen­te. Es hora de adop­tar com­pro­mi­sos y dar pasos hacia delan­te. Etxe­rat lo va a hacer y, así, lla­ma a la socie­dad vas­ca a tomar par­te en la mani­fes­ta­ción que el pró­xi­mo día 2 de enero, a las 17:30 des­de la Pla­za Aita Donos­tia de Bil­bo bajo el lema «Eus­kal pre­soak Eus­kal Herri­ra dagoz­kien esku­bi­deen jabe», lle­na­rá y reco­rre­rá las calles de la capi­tal vizcaína.»

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *